La presentación mundial del Rey Carlos III: recibe a 500 líderes internacionales en el Palacio de Buckingham

UNA NUEVA ERA

La presentación mundial del Rey Carlos III: recibe a 500 líderes internacionales en el Palacio de Buckingham

Un día antes del funeral de estado en honor de Isabel II, el nuevo Monarca británico ha celebrado una reunión histórica con mandatarios, jefes de estado y miembros de la realeza.

La presentación mundial del Rey Carlos III: recibe a 500 líderes internacionales en el Palacio de Buckingham

Carlos III es el nuevo Rey de Reino Unido de Gran Bretaña e Irlanda del Norte, y de otros 14 estados más del mundo que reconocen al Monarca británico como Jefe de Estado, y así lo ha querido demostrar en la histórica recepción que ha organizado en el Palacio de Buckingham. Con motivo de la asistencia de centenares de líderes mundiales al funeral en honor de su madre en la Abadía de Westminster, el Soberano ha celebrado con carácter previo una reunión en su residencia oficial en Londres para presentarse ante todos ellos. Desde Presidentes de Gobierno, embajadores, ministros, pasando por Jefes de Estado y miembros de la realeza de todo el mundo, todos ellos han acudido para saludar al sucesor de la ya legendaria Isabel II.

Si escasos meses atrás se había vivido en Madrid una reunión insólita de mandatarios internacionales con motivo de la cumbre de la OTAN que se celebró en la capital de España, la llamada de Carlos III de Reino Unido ha tenido un mayor efecto. Algunos medios británicos, como Daily Mail, se han atrevido a calificar este evento como la "recepción del siglo", dado el número de representantes extranjeros que han llegado hasta el Palacio de Buckingham para saludar al nuevo Rey. Antes de que tuviera lugar esta presentación, muchos de los congregados pasaron por la capilla ardiente de la Reina Isabel II, instalada en el Gran Salón del Palacio de Westminster, dentro del Parlamento británico.

Carlos III y Camilla, anfitriones de un evento único

Lo cierto es que el mundo entero tardará en olvidar todos los actos de despedida que se han celebrado en honor de Isabel II desde que falleciera en su Castillo de Balmoral, en Escocia, el 8 de septiembre de 2022. Varios traslados, vigilias en torno a su féretro, una multitudinaria capilla ardiente en Londres y miles de muestras de cariño en forma de flores, velas o mensajes en las cercanías de los sitios reales han formado parte de todos los días en el que pueblo británico se sumió en el duelo y el dolor ante la pérdida de su Soberana. Sin embargo, también será difícil superar la recepción que el nuevo Monarca, Carlos III, ofreció a dirigentes y mandatarios de todo el mundo con motivo de su presencia en Londres para participar en el funeral de estado en memoria de su madre.

Los Reyes Carlos y Camilla saludan desde las puertas de Buckingham PalaceLos Reyes Carlos y Camilla saludan desde las puertas de Buckingham Palace

Este histórico encuentro se celebró en la galería de imágenes y los apartamentos estatales del Palacio de Buckingham, donde se ofreció bebidas y canapés a los invitados. El Rey hizo de anfitrión, aunque estuvo acompañado de la Reina consorte Camilla, que también se estrena en el cargo, y de los Príncipes de Gales, Guillermo y Kate Middletontexto enlace. Del mismo modo, había presencia de otros miembros de la Familia Real, incluidos el Conde y la Condesa de Wessex, la Princesa Ana y el vicealmirante Sir Tim Laurence, y Ricardo y Brígida de Gloucester.

Carlos III une a todos los líderes mundiales

La tarde del 18 de septiembre, el Palacio de Buckingham se convirtió en sede de una auténtica cumbre mundial. Los primeros que llegaron hasta la residencia de Carlos III fueron la Primera Ministra del Gobierno británico, Liz Truss, y sus ministros. Posteriormente, comenzaron a trasladarse hasta el Palacio de Buckingham los mandatarios internacionales, siendo de los primeros en llegar el Presidente de la República Francesa, Emmanuel Macron, al que se vio acompañado de su esposa Brigitte. Del mismo modo, se pudo ver al Presidente de la República de Irlanda, Michael D. Higgins, quien iba en la misma comitiva que los Reyes eméritos de España, don Juan Carlos y doña Sofía, a quienes no se veía juntos desde hace más de dos años y que no quisieron faltar a la cita.

El Presidente de Francia y la Primera Dama acuden a la recepción de Carlos III en BuckinghamEl Presidente de Francia y la Primera Dama acuden a la recepción de Carlos III en Buckingham

Del mismo modo, el Presidente de Estados Unidos, Joe Biden, acudió acompañado de su esposa, la Primera Dama Jill, quienes llegaban directamente de presentar sus respetos ante el féretro de Isabel II y firmar el libro de condolencias en Lancaster House. El mandatario americano comentó con los periodistas el gran cariño que sentía por la difunta Reina, dado que "me recordaba a mi propia madre", llegó a confesar. El otro gran gigante económico del mundo, China, también estuvo presente en la recepción gracias a la presencia del vicepresidente Wang Qishan, dado que el Presidente Xi Jinping delegó en él la representación china.

Prácticamente todos los líderes del mundo han sido invitados a la despedida de Isabel II y han acudido a saludar al nuevo Rey. No obstante, la Casa Real británica no ha remitido invitaciones a Vladimir Putin debido al conflicto armado que Rusia mantiene abierto con Ucrania, ni a sus aliados, entre los que se encuentran los dirigentes de Bielorrusia, Birmania y Venezuela. Por su parte, quien sí ha sido invitado ha sido el Presidente de Armenia, a pesar de la relación de amistad que mantiene con el gobierno ruso; el mandatario armenio protagonizó un polémico gesto en la capilla ardiente de la Reina, cuando se hizo una fotografía mientras contemplaba el féretro. Por su parte, sí estuvo presente la primera dama ucraniana, Olena Zelenska, que mantuvo un encuentro bilateral con la Princesa de Gales minutos antes de la recepción.

La realeza mundial saluda al nuevo Rey

No solo políticos han sido invitados a la recepción de Carlos III en el Palacio de Buckingham. Como no podía ser de otra forma, los miembros de la realeza mundial también han acudido a la reunión organizada por su homólogo británico. Especial relevancia ha tenido la presencia del Emperador Naruhito de Japón y la Emperatriz Masako, quienes no acostumbran a participar en este tipo de actos. De hecho, ha sido su primer viaje al extranjero desde su subida al trono en 2019. La pareja imperial llegó al palacio londinense junto con los Reyes de Países Bajos, Guillermo Alejandro y Máxima, a quienes también acompaña la Princesa Beatriz, reina contemporánea de Isabel II. No se perdieron la cita tampoco Felipe y Matilde de Bélgica.

La Reina Margarita II de Dinamarca, que hacía escasos días estaba celebrando su Jubileo de Oro por sus 50 años en el trono, también accedió al Palacio de Buckingham junto al Príncipe Federico para saludar al nuevo Rey de Reino Unido. Cabe destacar que la Soberana es la única Reina titular y por derecho propio que queda actualmente en Europa, a la espera de que en el futuro accedan al trono las herederas de España, Noruega u Holanda. Asimismo, los Reyes de Suecia, Silvia y Carlos XVI Gustavo, también acudieron a la recepción, después de haber participado en la capilla ardiente de la Reina Isabel II, así como sus vecinos, Harald V y la Reina Sonia de Noruega.

Los Reyes de Jordania en la recepción ofrecida por Carlos III en BuckinghamLos Reyes de Jordania en la recepción ofrecida por Carlos III en Buckingham

La presencia de la realeza europea continuó con Alberto II de Mónaco y su esposa Charlene, así como con los Grandes Duques de Luxemburgo, Enrique y María Teresa. Los países del Viejo Continente que ya no son monarquías también tuvieron representación, destacando Ana María, Pablo y Marie Chantal de Grecia, Simeón II de Bulgaria o Alejandro y Catalina de Serbia, entre otros. Por su parte, desde Oriente Medio aterrizaron también los Reyes Abdalá II y Rania de Jordania, que se acercaron hasta el Palacio de Buckingham para presentarse ante Carlos III y el resto de la Familia Real británica que le acompañaban. No se perdieron la recepción tampoco el Sultán de Brunei, el de Omán, el Emir Tamim de Qatar ni el Príncipe Mulay Rashid, en representación de Marruecos.

Los Reyes de España también acudieron a la recepción de Carlos III en el Palacio de Buckingham. Cabe destacar que no entraron al mismo tiempo que los monarcas eméritos, evitando una de las fotos más buscadas por la prensa española en el últimos días. Felipe VI y doña Letizia acudían práctica y directamente desde la capilla ardiente de la Reina Isabel II, por lo que tampoco tuvieron ocasión de coincidir con sus antecesores en el trono dada la diferencia de tiempos en la llegada al palacio. Por su parte, queda la duda de si el esperado encuentro se producirá en el funeral de estado en la Abadía de Westminster, aunque todo apunta a que no tendrá lugar, dado que es probable que no estén sentados juntos y, por tanto, tampoco tengan que acceder al mismo tiempo al templo, como ha ocurrido en el caso de Buckingham.

Los Reyes Felipe y Letizia en la recepción ofrecida por Carlos III en BuckinghamLos Reyes Felipe y Letizia en la recepción ofrecida por Carlos III en Buckingham

La Casa Real británica sigue de luto

A diferencia de otras reuniones similares, el protocolo fue todavía más estricto para la recepción celebrada por Carlos III de Reino Unido. Se solicitó a los invitados que optasen por colores oscuros, dado que el país todavía se encuentra de luto por la muerte de Isabel II, a quien todos ellos iban a despedir la mañana siguiente en el funeral de estado en la Abadía de Westminster. Por tanto, lejos de ver lujosos y elegantes vestidos de galas en las damas que acudían o vistosas corbatas en los hombres, el color negro fue el escogido por la gran mayoría de los asistentes, sin que ninguno de ellos quisiera destacar más que nadie. Diferente será la coronación del Rey, que tendrá lugar en los próximos meses, cuando el duelo por la Reina se haya superado y vuelva la pompa a la Corte real británica.

Te puede interesar