Así es la relación de Lucas y Theo Hernández, dos hermanos enfrentados por el fútbol

HERMANÍSIMOS

Así es la relación de Lucas y Theo Hernández, dos hermanos enfrentados por el fútbol

Mientras que el mayor juega como lateral izquierdo en el Atlético de Madrid, el pequeño es defensa de su mayor rival: la agrupación merengue.

Así es la relación de Lucas y Theo Hernández, dos hermanos enfrentados por el fútbol

Cierto es que con mucha práctica, esfuerzo y dedicación, todo el mundo puede conseguir cualquier cosa que se proponga. Sin embargo, a veces la genética juega un papel fundamental y en más de una ocasión se ha demostrado que el talento también es un rasgo que puede heredarse.

Algo así es lo que les ha pasado a Theo y Lucas Hernández, dos hermanos futbolistas que forman parte de las plantillas de dos equipos de élite: el Real Madrid y el Atlético de Madrid. Además, su padre Jean-François Hernández también fue jugador profesional del Rayo Vallecano y de la agrupación rojiblanca.

Pero, ¿cómo llevan estos hermanos jugar en dos equipos de fútbol históricamente rivales? ¿Ha afectado a su relación? Descubre a continuación cómo son y cómo se llevan Theo y Lucas Hernández, dos hermanos unidos por el fútbol .

Lucas Hernández

Nacido en Marsella, Francia, el día de San Valentín de 1996, es el primero de los hijos de Laurence Py y Jean-François Hernández. Probablemente, fue su padre quien le inculcó la pasión por el fútbol desde bien pequeñito, pero es a su madre a la que le debe que consiguiera adentrarse en los infantiles del Atlético de Madrid. En realidad, ella llevaba a su otro hijo, Theo Hernández, a hacer una prueba para entrar en el equipo, pero como no tenía con quien dejar a su otro pequeño, se lo llevó con ellos. En cuanto los colchoneros se dieron cuenta del talento que los dos hermanos tenían con el balón, no dudaron en aceptarlos en su escuela de fútbol.

Lucas Hernández en un partido de Liga del Atlético de Madrid contra el GranadaLucas Hernández en un partido de Liga del Atlético de Madrid contra el Granada

En abril de 2014 jugó por vez primera en el Atlético de Madrid B, perdiendo cero a uno ante la Real Sociedad B. Siete meses más tarde, fue convocado por Diego Simeone, el entrenador del equipo principal, para disputar un partido contra el Villarreal, aunque nunca llegó a pisar el césped. Fue en diciembre de ese mismo año cuando Hernández por fin se puso la camiseta rojiblanca para luchar por la victoria de su agrupación en el terreno de juego, ganando con tres goles frente a los cero del CE L'Hospitalet. En 2015, firmó un contrato para incorporarse definitivamente al bando de los indios y dos años después se le volvió a renovar hasta 2022.

Su talento sobre el terreno de juego le valió para ser convocado por el seleccionador galo Didier Deschamps, que lo incluyó entre la lista de jugadores que pelearían en el Mundial de Rusia de 2018 para que Francia se hiciera con la victoria. A pesar de que Hernández ha manifestado en más de una ocasión que le gustaría jugar con La Roja, la FIFA se lo impide porque todavía no tiene la nacionalidad, por lo que aceptó formar parte de la agrupación de su país natal. Toda esta lista de éxitos profesionales pudo verse empañada por la polémica surgida a nivel personal cuando una tremenda bronca con su pareja acabó llevándoles a los Tribunales con una orden de alejamiento mutua.

Lucas Hernández llegando a los juzgadosLucas Hernández llegando a los juzgados

A principios de 2017, el futbolista fue detenido en su casa de Las Rozas después de que su pareja llamara a la Guardia Civil para declarar que esta siendo atacada por Hernández. Aunque en un principio parecía un caso de violencia machista, Hernández presentó un parte de lesiones que indicaban que ella también lo había agredido, por lo que la justicia determinó que se trataba de una pelea doméstica. De este modo, los dos fueron condenados a cumplir 31 días de servicio comunitario y una orden de alejamiento de 500 metros. Sin embargo, parece que el amor todo lo puede y poco después fueron vistos llegando juntos de un viaje de las Bahamas. Acercarse a más de medio kilómetro de distancia de Amelia de la Ossa le costó al francés una noche en el calabozo, pero su relación se ha mantenido fuerte y, después de casarse en Las Vegas, la pareja anunció a finales del mismo año que estaba esperando su primer hijo.

Theo Hernández

Solo 15 meses después de haber nacido, los padres de Lucas le hicieron el mejor regalo que a un hijo se le puede hacer: un hermano con el que jugar. Igual que hizo con el mayor, Jean-François Hernández inculcó a su hijo un acérrimo amor hacia el deporte rey. Sin embargo, este abandonó a su familia cuando los niños tenían 6 y 5 años para casarse con Sonia Moldes, expareja de Alessandro Lequio, por lo que fue su madre quien continuó con la tradición futbolística. De este modo, Laurence Py dejó atrás su Francia natal y se mudó a la capital española en busca de ayudar a sus hijos a cumplir su sueño: triunfar sobre el terreno de juego.

Theo Hernández durante un partido de las categorías inferiores del Atlético de MadridTheo Hernández durante un partido de las categorías inferiores del Atlético de Madrid

Theo comenzó su carrera como deportista en las categorías inferiores del Club de Fútbol Rayo Majadahonda, pero acabó formando parte de las del Atlético de Madrid después de que durante una prueba en 2014 fuera fichado junto a su hermano. En la temporada 2015/2016 logró ascender a la categoría B del equipo rojiblanco, pero al año siguiente fue cedido al Deportivo Alavés, que acababa de subir a primera división. Junto a la agrupación vasca debutó profesionalmente en la segunda mitad de un partido contra el Real Sporting de Gijón, siendo el primero de 38 torneos que disputaría con el conjunto vitoriano.

Hernández se coronó como uno de los jugadores más destacados del momento, marcando el único gol de su equipo en la final de la Copa del Rey contra el Barcelona, perdiendo contra los catalanes por dos tantos de diferencia. Gracias a esta notoriedad, se comenzó a especular sobre la marcha del francés para adherirse a la plantilla de un conjunto más importante. Con varias ofertas sobre la mesa, incluida la de regresar al club que le dio su primera oportunidad, Theo se decidió por situarse junto al Real Madrid, equipo al que según él había guardado fidelidad "desde chiquito". Este fallo decepcionó profundamente a los seguidores del Atlético de Madrid e incluso su entrenador, Cholo Simeone, declaró que no quería que volviera si no estaba comprometido al 100%.

Theo Hernández y su novia Adriana Pozueco / InstagramTheo Hernández y su novia Adriana Pozueco / Instagram

Además de todas las críticas que recibió por traicionar a los colchoneros e incorporarse al equipo rival, su entrada al Santiago Bernabéu también se vio empañada por un escándalo. En verano de 2017, Luisa Kremleva, conocida por haber mantenido una relación con Alberto Isla, denunció al futbolista en una comisaría de Marbella porque, según ella, él no paró cuando se lo pidió mientras estaban manteniendo relaciones sexuales después de conocerse en el reservado de una discoteca. Finalmente, Hernández fue absuelto sin cargos y la presunta víctima todavía mantiene su versión, apoyándose en unas fotografías en las que se apreciaban sus heridas. A pesar de esta polémica, el noviazgo que mantenía desde 2016 con Adriana Pozueco no se vio afectado y la pareja ha disfrutado de unas idílicas vacaciones en Las Maldivas para celebrar que el Real Madrid se proclamó Campeón de Europa de 2018 tras la final en Kiev contra el Liverpool Football Club.

La relación de los hermanos Hernández

Debido a la poca diferencia de edad que hay entre ellos, Theo y Lucas siempre han mantenido una unión fraternal muy intensa. El fútbol siempre ha sido su nexo de unión, y desde pequeños han compartido divertidos momentos jugando con la pelota, de la que no se separaban. El mayor ofrecía sus sabios consejos a su hermano, que aceptaba y seguí al pie de la letra por la admiración que siempre le ha tenido. A muy corta edad, dejaron su Francia natal para mudarse a España y comenzar su carrera profesional futbolística. Los dos fueron admitidos en la cantera del Atlético de Madrid, por lo que comenzaron a pasar todavía más tiempo juntos.

Lucas y Theo Hernández en un restauranteLucas y Theo Hernández en un restaurante

Cuando ambos formaban parte de la misma agrupación, aunque en diferentes niveles, las muestras de cariño entre ellos eran constantes. Theo dedicaba a su hermano mayor numerosas publicaciones en las redes sociales, declarando lo orgullo que se sentía de él y lo fundamental que resultaba sentirlo cerca en su día a día. "Hoy es el cumpleaños de una de las personas más importante en mi vida, a la que más quiero en este mundo. Muchísimas felicidades, te quiero hermano", escribía el del Real Madrid en su cuenta de Instagram para desearle un feliz cumpleaños al del Atlético. Sin embargo, desde que sus caminos se separaron, ninguno de los dos ha vuelto a pronunciarse sobre el otro.

Sin embargo, en el momento en el que comenzó a rumorearse el posible paso de Theo del Deportivo Alavés al Real Madrid, este dejó de publicar fotos con su hermano con tanta asiduidad. Muy de seguro, a Lucas no le haría ninguna gracia que el defensa se marchara a un equipo que guarda tanta rivalidad con la agrupación rojiblanca. De hecho, los piques entre ellos no cesan y durante una cena de Pascuas, el indio se burló de la cuarta posición del equipo merengue en la clasificación de LaLiga de 2017. "Primero te deseo feliz Navidad. Segundo, feliz año nuevo. Tercero, que te traigan muchos regalos, y cuarto... Cuarto es el Madrid", se cachondeó Lucas dejando a su hermano con cara de pocos amigos.

Theo y Lucas Hernández en el cumpleaños del últimoTheo y Lucas Hernández en el cumpleaños del último

La venganza se sirve fría y Theo supo guardar pacientemente su turno. Durante el paseo por Cibeles de los merengues para celebrar su triunfo en la final de la Champions League, Hernández cogió el micrófono y lanzó un dardo envenenado a todos los colchoneros, incluyendo a su hermano. "Hemos pasado por Neptuno y no había mucha gente, la verdad", aludiendo a la plaza a la que los aficionados del Atlético acuden para celebrar sus victorias. Cierto es que el tono cómico siempre está presente en este tipo de comentarios, pero por todos es sabido que 'entre broma y broma, la verdad asoma'. Sea o no cierta su rivalidad, los dos volverán a poner a prueba su amor fraternal en el terreno de juego, disputándose sus dos equipos la Supercopa de Europa el 15 de agosto de 2018 en el Lillekülla Stadium de Tallin, sin duda un partido que no dejará indiferente a nadie... ¿Con quién irá su madre?

Te puede interesar