Las grandes pérdidas profesionales que ha tenido que asumir la Familia Real Británica en poco tiempo

MOVIMIENTOS

Las grandes pérdidas profesionales que ha tenido que asumir la Familia Real Británica en poco tiempo

Tanto el Príncipe Carlos y Camilla Parker como el Príncipe Guillermo y Kate Middleton han dicho adiós casi simultáneamente a dos importantes trabajadores.

Las grandes pérdidas profesionales que ha tenido que asumir la Familia Real Británica en poco tiempo

La Reina Isabel ha tenido que asumir tragedias personales en muy poco tiempo. En dos meses perdió a su sobrina y organizadora de fiestas, Lady Elizabeth Anson, fallecida el 1 de noviembre de 2020 a los 79 años, a su amiga Lady Moyra Campbell, que murió a los 90 años tan solo una semana después de Lady Elizabeth, así como a otra amiga, Lady Celia Vestey, fallecida el 28 de noviembre a los 71 años. Eso solo en un mes. Por aquel tiempo murieron Vulcan, uno de los dos perros que le quedaban, así como Lupo, la mascota de los Duques de Cambridge. 2021 empezó mal con la muerte de su prima Lady Mary Colman, de 88 años.

La Reina Isabel, el Príncipe Carlos y Camilla Parker, el Príncipe Guillermo y Kate Middleton en un encuentro con voluntarios y trabajadores esenciales en WLa Reina Isabel, el Príncipe Carlos y Camilla Parker, el Príncipe Guillermo y Kate Middleton en un encuentro con voluntarios y trabajadores esenciales en W

Para la Monarca, que además ha permanecido prácticamente confinada desde marzo de 2020, el nuevo año solo le ilusionaba después de que tanto ella como el Duque de Edimburgo recibieran la primera dosis de la vacuna el 9 de enero de 2021. Tanto es así que ya estaba haciendo planes y espera con ilusión el centenario del Príncipe Felipe, cosa que él no tanto, así como Trooping the Colour, donde espera que acudan incluso los Duques de Sussex.

Otros miembros de la Familia Real Británica han tenido que enfrentarse a otras pérdidas, aunque afortunadamente no han sido personales, sino profesionales. Dos importantes integrantes del staff palaciego han dicho adiós, una decisión que se entiende, pero que llena de dolor a los implicados, que son por un lado el Príncipe Carlos y Camilla Parker, y por otro el Príncipe Guillermo y Kate Middleton. A la Monarca no le afecta más allá de ver cómo quienes representan el futuro de la Corona pierden a dos colaboradores muy valiosos.

El Príncipe Carlos y Camilla Parker en los jardines de BirkhallEl Príncipe Carlos y Camilla Parker en los jardines de Birkhall

2020 tampoco fue fácil para el Príncipe de Gales y la Duquesa de Cornualles. Al Sussexit y las tensiones familiares se le unieron el positivo del Heredero, además del aborto de Meghan Markle del que hubiera sido el quinto nieto del Príncipe Carlos. En noviembre de 2020 se estrenó la cuarta temporada de 'The Crown', que narra la dramática relación del Príncipe Carlos y Lady Di, que generó una ola de odio contra Carlos y Camilla que creían superada. Fue un paso atrás absoluto al menos en cuanto a popularidad se refiere, además de devolver al presente el dolor del pasado.

Precisamente a ganar popularidad les había ayudado Julian Payne, su jefe de comunicación durante 5 años y un profesional que entendía el poder de las redes sociales y de las imágenes. Él siempre comprendió que la Monarquía es imagen y que es importante cuidarla. Payne ayudó a Carlos y Camilla a mejorar su popularidad, y entre otras cosas está detrás de sus posados en redes sociales, de su manejo de Zoom o del club de lectura de Camilla Parker, 'The Reading Room'. Una vez que ha sentido que ya no puede hacer más, o que la oferta propuesta es mejor, ha dicho adiós a Clarence House para fichar por Edelman.

Adiós a Christian Jones

Los Cambridge también han tenido que despedirse forzosamente de uno de sus más valiosos colaboradores. Se trata de Christian Jones, secretario privado del Príncipe Guillermo, que como anunció The Telegraph, deja su cargo para trabajar en Bridgepoint. Jones obtuvo este puesto después de la marcha de Simon Case, que en 2020 dejó la Casa Real Británica para trabajar para Boris Johnson.

Jones ya era un viejo conocido y un trabajador muy valorado. Antes de ascender, había trabajado para los Duques de Cambridge y los Duques de Sussex y después solo para el Príncipe Guillermo y Kate Middleton como secretario de prensa. Es tal la confianza que los Cambridge tienen en Jones, que a pesar de su marcha, seguirá asesorando a la pareja real, pero sin trabajar a tiempo completo para Kensington Palace. Al menos les queda eso y que Amanda McManus ha vuelto a su puesto como secretaria privada de la Duquesa de Cornualles después de haberse tomado un año sabático. Aparte de todos los fiables y valiosos trabajadores que siguen a su lado.

Te puede interesar