El error del Príncipe Harry y Meghan Markle con el nacimiento de su bebé

BABY SUSSEX

El error del Príncipe Harry y Meghan Markle con el nacimiento de su bebé

Los Duques de Sussex han optado por llevar el nacimiento de su primogénito o primogénita en privado y no presentarlo hasta que lo consideren conveniente.

El error del Príncipe Harry y Meghan Markle con el nacimiento de su bebé

Cuando se conoció que el Príncipe Harry y Meghan Markle estaban esperando su primer hijo, se hizo por los cauces habituales: vía comunicado de Casa Real, como es lo habitual. Con el paso de los meses se fue especulando con el sexo, la fecha de nacimiento o incluso en qué hospital vendrá al mundo el baby Sussex. Por el camino se ha visto que esta criatura poco va a tener que ver con sus primos Cambridge, que sí están situados en la rama principal de la Familia Real Británica, no así la descendencia del Príncipe Harry y Meghan Markle.

Meghan Markle en su baby showerMeghan Markle en su baby shower

Si ya sorprendió el carísimo baby shower que Meghan Markle celebró junto a sus amigas famosas y su íntimo Markus Anderson en Nueva York, algo habitual para las celebrities, es decir, para su vida pasada, pero no para la presente como Duquesa de Sussex, más lo ha hecho el anuncio de Kensington Palace sobre la venida al mundo del cuarto nieto del Príncipe de Gales.

"Los Duques de Sussex están muy agradecidos por los buenos deseos que han recibido en Reino Unido y alrededor del mundo mientras se preparan para dar la bienvenida a su hijo. Sus Altezas Reales han tomado la decisión personal de mantener todo lo relacionado con el nacimiento en privado. El Duque y la Duquesa están deseando compartir las buenas noticias con todo el mundo después de celebrarlo en privado como una familia", señala el comunicado.

De esta forma, es posible que sea cierto que como afirma la prensa británica, Meghan Markle dé a luz en casa, y más concretamente en la lujosa Frogmore House, residencia de Windsor que ha sido reformada y acondicionada para acoger a los Duques de Sussex y a la familia que están creando, retrotrayéndose a los tiempos en los que la Reina Isabel dio a luz en palacio. Así, habría rechazado traer a su bebé al mundo en el Hospital St. Mary en el que nacieron los Cambridge e incluso el Príncipe Harry. Por otro lado, Meghan Markle habría rechazado a los médicos de la Reina.

El Príncipe Harry y Meghan Markle presentarán a su hijo cuando quieran

Eso entre los rumores, y ahora las certezas. Con el comunicado, los Duques de Sussex han dejado claro que no se va a informar cuando Meghan Markle se ponga de parto, y tampoco va a haber presentación inmediata ante los medios, como ocurrió con los nacimientos de los Príncipes Jorge, Carlota y Luis, así como con la mayor parte de los miembros de la Familia Real Británica.

El Príncipe Harry y Meghan Markle saliendo del Castillo de Windsor tras su bodaEl Príncipe Harry y Meghan Markle saliendo del Castillo de Windsor tras su boda

Así, el Príncipe Harry y Meghan Markle esperarán los días que ellos consideren antes de mostrar a su bebé, y tampoco han especificado si habrá posado en directo en Frogmore House o si por el contrario enviarán alguna imagen del bebé. Todo es una incógnita, y todo es un error.

Aunque la Duquesa de Sussex está en su derecho a parir en casa o donde quiera, aunque sea una especie de ruptura de tradición, como miembro de la Familia Real con importancia, aunque el Príncipe Harry nunca vaya a ser Rey, el bebé debería ser presentado, como ha ocurrido con otros Windsor. Además, vivir en privado un nacimiento regio es extraño y no hace nada bien a la Firma, que tiene en su buena imagen su principal activo. Si bien es cierto que se entiende que el baby Sussex no va tener la misma exposición que sus primos Cambridge, un posado como recién nacido no tendría nada de malo y no hacerlo, es un error.

Ni Príncipe ni Princesa de Sussex

Lo cierto es que los Duques de Sussex quieren marcar su propio camino, y aunque la Reina y el Príncipe de Gales han vetado su deseo de crear una corte independiente y van a depender de Buckingham Palace, por lo pronto ya tienen su propia cuenta de Instagram y han tomado sus propias decisiones con la llegada de su primer hijo. La tradición es la que manda en las Casas Reales, pero parece que el Príncipe Harry y Meghan Markle no están dispuestos a ceder a todo. Quizás olvidan que pertenecer a la realeza tiene muchos privilegios, pero también obligaciones.

El Príncipe Harry y Meghan Markle, muy enamorados en MarruecosEl Príncipe Harry y Meghan Markle, muy enamorados en Marruecos

Al alejarse cada vez más de la línea de sucesión, el Príncipe Harry y Meghan Markle pretenderían criar a su hijo de una forma más privada al estilo de los Condes de Wessex. Además, debido a que es nieto del Príncipe de Gales, no tendrá tratamiento de Alteza Real ni dignidad de Príncipe o Princesa de Sussex, algo que sí le correspondería si el Príncipe Carlos fuera ya Rey. Así, si la Reina no interviene, como hizo antes de que naciera el Príncipe Jorge, el bebé será Lord o Lady, es decir, tendrá el tratamiento que le corresponde al hijo de un Duque. Cuando Carlos de Inglaterra suba al Trono, los hijos del Duque de Sussex podrían ser Príncipes, pero podrían seguir el ejemplo del Príncipe Eduardo y Sophie Rhys Jones, que optaron por que sus hijos no fueran Príncipes y tomaran la dignidad que le corresponde a los vástagos de un Conde.

Te puede interesar