Conoce los 7 momentos que han marcado la vida de Richard Gere: de llegar a lo más alto a ser persona 'non grata' en Hollywood

TODO UN REFERENTE

Conoce los 7 momentos que han marcado la vida de Richard Gere: de llegar a lo más alto a ser persona 'non grata' en Hollywood

El actor estadounidense ha protagonizado intensas historias tanto dentro como fuera de la gran pantalla que han dado mucho que hablar.

Conoce los 7 momentos que han marcado la vida de Richard Gere: de llegar a lo más alto a ser persona 'non grata' en Hollywood

Richard Gere es sin lugar a dudas un nombre propio en la industria audiovisual internacional, una posición que avalan sus más de tres décadas al frente de proyectos cinematográficos de gran éxito y envergadura. Polifacético, carismático y convertido en el galán romántico estadounidense por excelencia, el actor ha sufrido en sus propias carnes la escasa gratitud de la profesión para con sus actores más consagrados.

Richard Gere en la alfombra roja de los Globos de Oro 2019Richard Gere en la alfombra roja de los Globos de Oro 2019

Ahora bien, su éxito profesional no se ha traducido en el plano sentimental, ya que el intérprete se ha casado hasta en tres ocasiones, de las cuales dos terminaron en divorcio. Pero Richard Gere es mucho más que eso, porque el actor también ha sido reconocido por su altruismo, su activismo político y social, así como se ha convertido en un gran defensor del budismo desde que se iniciara en esta religión que tanto le ha aportado. Ahora bien, ¿cómo se han ido construyendo Richard Gere y su figura? Para ello repasamos los 7 momentos que han marcado la vida del intérprete.

1 La renuncia que cambió su vida

Richard Gere no se hubiera convertido en lo que hoy día de no ser por una decisión que cambiaría su vida para siempre. Tras haber finalizado el instituto, el estadounidense recibió una beca con la que se trasladó hasta la Universidad de Massachusetts para poder explotar su faceta como gimnasta. Sin embargo, parece que su pasión por el deporte no era tan grande como por el mundo artístico e inmediatamente decidió decantarse por la filosofía.

Richard Gere en la película 'American Gigolo'Richard Gere en la película 'American Gigolo'

Desafortunadamente por sus estudios (o afortunadamente para sus más fieles seguidores e incluso para él mismo), el hoy intérprete renunció a su periplo universitario y al poco tiempo abandonó el centro para probar suerte en el mundo de la interpretación. Si bien en el instituto ya había logrado cierto reconocimiento como músico y compositor, subirse a un escenario era algo totalmente novedoso para él, pero fue un productor al que conoció en Cape Cod el que le animó a participar en una pequeña obra teatral en Seattle.

Fue en aquel momento cuando Gere sí parecía haber encontrado algo que le llenaba y tras participar en representaciones por su país o Reino Unido, su primera gran oportunidad en el cine le llegaría en 1975. Lo hizo en 'Quiero la verdad', la película que le descubriría y con la que consiguió atraer a numerosos productores que vieron en el actor un portento físico y profesional para la interpretación.

2 'American Gigoló' y 'Oficial y Caballero'

Ahora bien, hasta la década de los ochenta no sería cuando Richard Gere dio definitivamente la campanada en el mundo audiovisual. Fue 'American Gigoló' el film que comenzó a construir su fama de galán y 'Oficial y Caballero' la cinta que le encumbraría a lo más alto del drama romántico norteamericano. Lo que no mucha gente sabe es que en un principio ambas películas iban a ser protagonizadas por John Travolta, pero finalmente este declinó los dos papeles en beneficio de Gere, lo que ha llevado a muchos a afirmar que en parte el actor le debe su carrera al mítico Danny Zuko de 'Grease'.

Richard Gere y Julia Roberts en 'Pretty Woman'Richard Gere y Julia Roberts en 'Pretty Woman'

Pero estas dos películas solo serían el inicio de una dilatada carrera que engloba importantes títulos como 'Pretty Woman', 'Novia a la fuga' o '¿Bailamos?' así como otras películas y con registros muy distintos como 'El Chacal', 'Chicago', 'Siempre a tu lado, Hachiko' o 'Las dos caras de la verdad'. Sin duda una filmografía al alcance de muy pocos que además demuestra la versatilidad de un actor capaz de enamorar a gran parte de la crítica.

3 La pelea con Sylvester Stallone

No obstante, el de Philadelphia no ha estado exento de rumores y constatados episodios que por otro lado advertirían de su supuesto complicado carácter en el trabajo. Una de las leyendas que durante años se sostuvo sobre el intérprete fue su pelea con Sylvester Stallone, un incidente que el propio protagonista de 'Rocky' confirmó un tiempo después. Rondaba 1974 cuando, los entonces actores en ciernes, compartieron trabajo en la película 'Días felices', un título completamente contradictorio a lo que diariamente se vivía en el set de rodaje.

Sylvester Stallone vuelve a su vida diaria tras quedarse sin el Oscar 2016Sylvester Stallone vuelve a su vida diaria tras quedarse sin el Oscar 2016

"Nunca nos llevamos bien. Richard se pavoneaba por todas partes con su chaqueta y su moto. Se comportaba como si fuera el caballero más chulo de la mesa", reveló Stallone durante un coloquio. Sin embargo, la gota que colmó el vaso fue que Gere manchó con un trozo de comida el pantalón de su compañero, desatando no solo la ira de este, sino también una fuerte pelea que terminó con el actor de 'Pretty Woman' despedido del filme y reemplazado por Perry King.

Su enemistad se ha mantenido con el paso del tiempo, todo lo contrario de lo sucedido con Debra Winger, su compañera de reparto en 'Oficial y Caballero'. A pesar de que en la película ambos encarnaban una de las historias de amor más recordadas décadas después, lo cierto es que la química entre ambos no era más que pura interpretación. Algunas fuentes citan la excesiva frialdad de Gere como la causa de su escasa relación, mientras que para otros era el exigente y complicado carácter de la actriz los que la dificultaban.

Richard Gere y Debra Winger en el Festival de Cine de Roma en 2011Richard Gere y Debra Winger en el Festival de Cine de Roma en 2011

Sea como fuere, con el paso del tiempo las dos estrellas lograron hacer las paces y, aunque no son los mejores amigos, por lo menos sí llegaron a un entendimiento en el Festival de Cine de Roma de 2011. De hecho, la propia actriz señaló al respecto en una entrevista a The Guardian: "Me encuentro con Richard a menudo y siempre me pregunta, medio en serio, medio en broma: ¿Todavía sigues diciendo cosas terribles de mí?".

4 Expulsado de Hollywood

Su carácter combativo ante las injusticias le ha colocado en el centro de la diana en más de una ocasión y ello se ha traducido en el aumento de su número detractores. Conocido por decir lo que piensa sin importar el dónde o el cuándo, el punto de inflexión para el actor sería el anuncio de los nominados para los Premios Oscar de 1993. En aquella ocasión no dudó en criticar ante los micrófonos la falta de humanidad de China con el pueblo tibetano, a favor de quien Richard Gere pedía la independencia o años más tarde pediría el boicot para los Juegos Olímpicos de Pekín celebrados en 2008.

Richard Gere saluda al Dalai Lama durante una conferencia espiritual Nueva YorkRichard Gere saluda al Dalai Lama durante una conferencia espiritual Nueva York

Esta acción se tradujo no solo en la inmediata prohibición de ser uno de los entregadores de premio en la posterior gala, sino que sería el inicio de su caída en el cine más comercial estadounidense. Y es que, él mismo ha confesado que algunos directores y productores no le quieren en sus proyectos porque de hacerlo no contarían con la financiación china en sus películas. "Todos estaban contentos. Y de repente, sin aviso previo, me llamaron para que lo dejara. La productora estadounidense MGM estaba cerrando un acuerdo comercial con los chinos, y estos les dijeron que si se estrenaba la película no habría acuerdo", confesó el actor con respecto al no estreno de la película 'Red Corner'.

De manera que, durante muchos años Richard Gere se convirtió en una figura 'non grata' e incómoda para la industria norteamericana. Sin embargo, parece que con el paso de los años ambas partes se han reconciliado y, aunque en aquel momento el actor no dejó de trabajar, en 2003 le llegaría finalmente una de las máximas recompensas de su carrera, el Globo de Oro a Mejor Actor por su papel en la película 'Chicago'.

5 Tres matrimonios y dos divorcios

Si turbulenta, pero exitosa ha sido su trayectoria profesional, no se puede decir lo mismo de la sentimental. Y es que, tras sus romances con Penelope Milford o Kim Basinger, parecía que el galán de los ochenta y los noventa finalmente sentaría la cabeza con Cindy Crawford. Ambos contrajeron matrimonio en 1991, pero solo cuatro años más tarde la pareja se separaba emprendiendo caminos separados para siempre.

Richard Gere con Cindy Crawford, Carey Lowell y Alejandra SilvaRichard Gere con Cindy Crawford, Carey Lowell y Alejandra Silva

Sin embargo, poco le duró la soltería a Richard Gere, ya que el mismo año de su divorcio, el actor comenzó una relación con Carey Lowell. Con ella se casó siete años más tarde y fruto de esa unión nació el único hijo de la pareja en el 2000. De manera que, lo que parecía un matrimonio consolidado sorprendía de la noche a la mañana anunciado su separación en 2013, tras más de una década juntos. Lo cierto es que el divorcio no fue un camino de rosas, ya que la expareja estuvo durante tres años peleando judicialmente dado que ella le pedía la mitad de su patrimonio.

En este sentido quien le iba a decir al intérprete que tras sus dos malogrados matrimonios volvería a encontrar de nuevo el amor. La afortunada fue la española Alejandra Silva, una mujer treinta años menor que él y también divorciada con la que rápidamente conectó por su también dedicación humanitaria y con la que finalmente terminaría pasando por el altar en 2018.

6 Doble paternidad tardía

Si hay un detalle que constata el curriculum amoroso de Richard Gere ese es que no ha tenido prisa por convertirse en padre. Mientras que otros compañeros de profesión, con experiencias amorosas similares, presumen de tener todo un ejército de herederos, lo cierto es que en él llama especialmente la atención que de sus tres matrimonios solo haya sido padre en dos ocasiones, y especialmente que lo haya sido más tarde de lo habitual.

Richard Gere y su hijo mayor junto a Alejandra Silva en Nueva YorkRichard Gere y su hijo mayor junto a Alejandra Silva en Nueva York

Su hijo mayor nació en el 2000, cuando el actor ya tenía 50 años, y juntos se les ha podido ver disfrutando de jornadas de juegos e incluso acudiendo juntos a algún estreno de Gere. El joven se llama Homer James Jigme, este último nombre en honor a la creencia budista de la que su padre es un fiel seguidor. Por otro lado, el hijo pequeño del actor, llamado Alexander, nació en 2019 fruto de su relación con la empresaria española, cuando el intérprete cumplió 69 años.

7 Un actor reconvertido en cooperante

Desde que Rirchard Gere dejara, de alguna manera, aparcada su carrera artística, ha centrado sus esfuerzos en el activismo social y otras labores humanitarias. Desde que se conociera su relación con Alejandra Silva, el actor pasa largas temporadas en nuestro país y de ahí que se haya mostrado especialmente preocupado e implicado con lo que sucede a su alrededor.

Richard Gere hablando con los tripulantes del buque 'Open Arms'Richard Gere hablando con los tripulantes del buque 'Open Arms'

En 2014 protagonizó 'Invisibles', una película con la que quiso dar visibilidad a los 'sin techo' para demostrar cómo habitualmente son marginados por la sociedad. De la misma forma, en el verano de 2019 sorprendió al mundo navegando hasta las aguas de Lampedusa donde el barco de la ONG española, Open Arms, llevaba días esperando a recibir el permiso de Italia para desembarcar con los inmigrantes a los que había rescatado hacía casi tres semanas.

De hecho, tal es su compromiso que Richard Gere ha llegado a reunirse con el Presidente del Gobierno español, Pedro Sánchez, para tratar temas como la soledad de las personas sin hogar o la crisis migratoria. "Tuvimos una larga conversación y yo seguía reiterando cuánto creía en su buena voluntad y su sensibilidad, pero él seguía viendo esto desde un punto de vista político, no desde el punto de vista humanitario", confesó el actor sobre su conversación con el líder del Ejecutivo.

Te puede interesar