'Soy Georgina': La vida de la novia de Cristiano entre excentricidades, lujos y el recuerdo de un pasado humilde

SU SUEÑO

'Soy Georgina': La vida de la novia de Cristiano entre excentricidades, lujos y el recuerdo de un pasado humilde

La novia de Cristiano Ronaldo ha enseñado cómo es su vida como mamá, modelo y rodeada de lujos.

'Soy Georgina': La vida de la novia de Cristiano entre excentricidades, lujos y el recuerdo de un pasado humilde

"Soy Georgina Rodríguez, tengo 27 años y hace cinco mi vida cambió. Gracias al amor mi vida hoy es un sueño. Tengo millones de seguidores y soy la mujer del hombre más seguido del mundo. Muchos conocen mi nombre, pocos saben quién soy". Con estas palabras comienza el documental en el que se puede conocer de cerca cómo es Georgina Rodríguez, o más bien la vida que ha conseguido llevar gracias a su relación con Cristiano Ronaldo.

Georgina Rodríguez hablando en 'Soy Georgina'/ Foto: NetflixGeorgina Rodríguez hablando en 'Soy Georgina'/ Foto: Netflix

Netflix del ha dado la oportunidad de que hable de su pasado humilde y de que cuente cómo ha cambiado todo para ella después de que se haya rodeado de lujo. Han sido muchas las frases dignas de destacar que ha dejado a través de seis capítulos en los que aparece con sus hijos, acompañada siempre de sus guardaespaldas, con sus amigos, su hermana y su cuñado y en contadas ocasiones con Cristiano Ronaldo. He aquí algunos de los momentos más significativos de su serie documental.

Así conoció a Cristiano Ronaldo

"He pasado de vender lujo a lucirlo en la red carpet", es una de las primeras frases que dice sobre los cambios que ha experimentado su vida, y es que Georgina Rodríguez conoció a Cristiano Ronaldo cuando trabajaba en una tienda de lujo como dependienta, en concreto en Gucci. Pero antes de fichar por esta firma también trabajó en Massimo Dutti donde conoció a uno de sus mejores amigos, Iván, con el que aún mantiene relación y que tiene un hueco en su documental.

Tanto Cristiano Ronaldo como ella coinciden en que el comienzo de su relación fue muy bonito y especial, que surgió de manera natural y que tuvieron que pasar unos meses hasta que las cosas fueron tomando forma. "Yo llegaba a mi trabajo en autobús y me iba en Bugatti", ha dicho también, contando de esta manera un nuevo contraste en su vida cuando comenzó a encontrarse por primera vez con el futbolista. En muchos de estos encuentros terminaban en la casa de Cristiano, una casa que para ella era como un laberinto porque decía que incluso se perdía al ir a la cocina a por un vaso de agua.

Cristiano Ronaldo y Georgina besándose/ Foto: NetflixCristiano Ronaldo y Georgina besándose/ Foto: Netflix

Tanto ella como el luso han recordado uno de sus primeros viajes, que fue a París, lugar donde él apareció disfrazado con una peluca, pero fue reconocido por muchas personas. Entre tanto, su relación ha ido evolucionando y creciendo con el paso del tiempo, y ella asegura haber formado la familia que siempre había soñado. Mientras él, ha dado a entender que en un futuro está seguro de que se casará con ella, pero no sabe en qué momento se decidirá a dar el paso.

Rodeada de firmas de lujo

Aunque en una de sus intervenciones dice que le gusta comprar poco pero de calidad, lo cierto es que sale en varias ocasiones gastándose una millonada comprando moda, tanto para ella como para Cristiano y su hijo mayor. Y no solo eso, sino que aparece limpiando los bolsos de su vestidor, dignos de coleccionista, mientras prepara una de las maletas de sus viajes a la vez que hace una videollamada con una amiga, que también es su consejera.

Georgina Rodríguez enseña su vestidos en 'Soy Georgina'/ Foto: NetflixGeorgina Rodríguez enseña su vestidos en 'Soy Georgina'/ Foto: Netflix

Por otro lado, enseña varios momentos en los que acude a alfombras rojas y cómo elige los vestidos que llevará en esas ocasiones, apostando por diseñadores de prestigio y diseños rompedores para causar sensación. No sabe cómo, pero se ha convertido en un icono de la moda, y ella misma ha reconocido que tiene un estilo propio y que le encanta llevar grandes joyas cuando va vestida con chándal. Y a propósito de esto, las joyas también son un elemento muy importante en sus looks, es por eso que se ve cómo las adquiere y como incluso les regala diamantes a su hermana a uno de sus amigos por su cumpleaños. No hay que olvidar una de sus frases estrella que es: "Sé lo que es no tener nada y sé lo que es tener todo".

Toda sus amistades piensan que es maravillosa

No de extrañar que todos los amigos que salen en 'Soy Georgina' hablen maravillas de ella, porque ella les aporta toda la diversión que quieran a coste cero. Seguro que entre ellos existe un vínculo muy fuerte que se ha afianzado gracias a que el dinero es un plus para conseguir momentos felices. La modelo no tiene inconveniente en hacer planes en el último momento, preparar su yate de lujo y marcharse con todos ellos hasta Mónaco.

Georgina Rodríguez con su hermana y amigos en 'Soy Georgina'/ Foto: NetflixGeorgina Rodríguez con su hermana y amigos en 'Soy Georgina'/ Foto: Netflix

Tampoco escatima en su viaje a una villa en Marbella o en su escapada en Budapest y Sevilla cuando van a apoyar al futbolista en sus encuentros deportivos. Georgina Rodríguez se lleva a su séquito, entre los que se encuentra su hermana Ivana y se gasta millonadas en hacer planes o en comer de la mejor manera posible. También se lleva a sus amigas a los eventos a los que acude, en materia de asesoras o apoyo moral. Aunque en ningún momento concreta si trabajan para ella. Por otro lado, llama la atención que como muchas famosas, ellas también han puesto nombre a su pandilla, haciéndose llamar 'Queridas', su palabra preferida a la hora de saludarse de manera cariñosa.

La lotería, su sueño incomprendido

Es chocante que una persona que está rodeada de lujos y dinero aún tenga ilusiones de personas que más bien son pobres, como es que te toque la lotería, pero ella no duda en hablar de este aspecto de su vida, e incluso lo hace en varias ocasiones. La modelo cuenta que usa una aplicación de compra de lotería para jugar con sus amigas y que incluso se emociona al ganar unos pocos céntimos. También en otra ocasión habla de que juega y seguirá haciéndolo como lo hacía antes de ser rica porque sueña que le toca.

Sus hijos, su vida

La influencer ha dejado al descubierto su faceta como madre, algo que le llena de felicidad y era algo con lo que siempre había soñado. Ella intenta ocuparse de sus hijos en la medida de lo posible, recogiéndoles en el colegio y llevándoles a extraescolares, como sucede con Cristiano Ronaldo Junior que juega al fútbol como su padre.

Georgina Rodríguez en 'Soy Georgina' con sus hijos/ Foto: NetflixGeorgina Rodríguez en 'Soy Georgina' con sus hijos/ Foto: Netflix

Y los niños siempre que la ven la llenan de cariño y amor, por lo que para ella es una increíble satisfacción. Aunque el futbolista no aparezca en la mayoría de estos planes familiares, sí que ha expresado que cree que es la mejor mujer con la que compartir esta experiencia, que es una madre maravillosa y que ha conseguido educar a sus hijos de la manera correcta. También es muy parecida la opinión tanto de los amigos de Georgina Rodríguez como de su hermana, considerándola una mamá muy amorosa.

Se emociona al recordar a su padre

Si hay un momento emotivo a lo largo de estos capítulos es cuando recuerda la muerte de su padre. Son pocos los detalles que se conocen de su familia y no es que los revele en la serie, porque pasa por alto que sus padres se separaran, que su padre estuviera en la cárcel por tráfico de drogas o que tenga una media hermana. Todo eso lo obvia, también el vínculo que pueda tener con su madre, que no aparece en ningún momento con ella, tan solo en las fotografías de su niñez.

Georgina Rodríguez, emocionada hablando de la muerte de su padre/ Foto: NetflixGeorgina Rodríguez, emocionada hablando de la muerte de su padre/ Foto: Netflix

La modelo ya estaba saliendo con Cristiano Ronaldo cuando su padre falleció en Argentina, su país de origen, después de un tiempo ingresado, y tuvo que viajar urgentemente hasta allí para darle el último adiós. Las lágrimas brotan de su rostro tanto en un momento en el que le recuerda en sus numerosas entrevistas como en su viaje a Jaca, al visitar un restaurante al que nunca había podido ir con su madre y con su padre porque no tenían dinero.

Regresa a Jaca después de nueve años

La influencer regresó a un lugar que marcó su vida, porque sin duda alguna es donde más tiempo pasó. El pueblo oscense de Jaca le ha traído muchos recuerdos nueve años después de que se marchara. Se trata de un lugar donde creció, disfrutó de la naturaleza junto a su madre y su hermana y aprendió a bailar, una de sus verdaderas pasiones que dijo que decidió no seguir desarrollando porque no sentía que fuese lo suficientemente buena.

Georgina Rodríguez en su academia de ballet de Jaca/ Foto: NetflixGeorgina Rodríguez en su academia de ballet de Jaca/ Foto: Netflix

Aquí se ha reencontrado con una de sus profesoras en esa etapa y una antigua amiga, donde ha recordado su estancia en la academia y cómo disfrutaba hasta que tuvo que dejar de ir porque sus padres no se podían permitir ese gasto. La modelo ha asegurado que su madre la apuntó a ballet porque sentía que su hija estaba en su mundo, pensaba que era autista y que no quería relacionarse con los demás niños, pero Georgina Rodríguez ha matizado que lo que ocurría es que sencillamente no tenía conexión con esas personas. La novia de Cristiano ha comido en un restaurante que su familia no podía permitirse y ha comprado golosinas en una tienda a la que iba cuando era una niña, gastándose casi cien euros para los pequeños de su casa.

Su fe en Dios en su paso por Graus

"Dios siempre me iluminó para saber lo que era bueno para mí", dice en los cortes a propósito de su paso por el pueblo de Lérida, Graus, donde consiguió un trabajo en un hotel. Antes de trabajar en Madrid estuvo viviendo en este lugar donde no tenía amistades, por eso acudía a un convento a ver a las monjas, refugiándose en Dios. Pero que ha querido recordar reencontrándose con su antigua jefa, una mujer muy adorable que solo ha tenido buenas palabras para ella y que dice que ha sido Cristiano Ronaldo el que ha tenido suerte al encontrar a Georgina Rodríguez por ser una mujer muy valiosa.

Georgina Rodríguez visitando a su antigua jefa de Graus/ Foto: NetflixGeorgina Rodríguez visitando a su antigua jefa de Graus/ Foto: Netflix

Tan nostálgica se puso que acabó en la carnicería donde compraba ibéricos, algo que le encanta, y lo hizo acompañada de su hermana Ivana, llevándose numerosas cajas de comida para repartirla entre sus diversas casas, con el deseo de que sus hijos pudieran disfrutar de algo de lo que ella disfrutó en el pasado.

Entregada a la Fundación Nuevo Futuro

Uno de los compromisos sociales que tiene es con la Fundación Nuevo Futuro, a la que está muy unida desde hace años y con la que colabora no solo económicamente, sino acudiendo de vez en cuando para tener gestos de cariño con los niños. Así que no ha pasado la oportunidad de enseñar cómo son sus encuentros con los pequeños, quienes le han dedicado unas preciosas palabras que han conseguido emocionarla.

Georgina Rodríguez, emocionada en la Fundación Nuevo Futuro/ Foto: NetflixGeorgina Rodríguez, emocionada en la Fundación Nuevo Futuro/ Foto: Netflix

Asimismo, y teniendo en cuenta que muchos de esos niños son fans de Cristiano Ronaldo, ha hecho una conexión con él a través de una videollamada en la que el jugador de fútbol les ha enviado todo su cariño, asegurando que en un futuro desea poder acompañar en estos encuentros que tienen lugar en Madrid -en pisos tutelados- a Georgina Rodríguez.

Te puede interesar