La respuesta de Buckingham Palace al mensaje del Príncipe Harry en el que habla de las elecciones de Estados Unidos

CASA REAL BRITÁNICA

La respuesta de Buckingham Palace al mensaje del Príncipe Harry en el que habla de las elecciones de Estados Unidos

La Casa Real Británica ha reaccionado al mensaje en el que los Duques de Sussex hablan sobre las elecciones presidenciales.

La respuesta de Buckingham Palace al mensaje del Príncipe Harry en el que habla de las elecciones de Estados Unidos

El Príncipe Harry y Meghan Markle dejaron claro que no hay marcha atrás con su salida de la Casa Real Británica al implicarse en las elecciones presidenciales de Estados Unidos, donde se decidirá si Donald Trump revalida su mandato o si por el contrario es desalojado de la Casa Blanca por Joe Biden.

El Príncipe Harry en un acto en Buckingham Palace tras el SussexitEl Príncipe Harry en un acto en Buckingham Palace tras el Sussexit

Los Duques de Sussex aparecieron en un vídeo para TIME que ha tenido una gran repercusión precisamente por hablar de cuestiones políticas cuando se supone que la realeza no debe hacerlo. Sin embargo, el Príncipe Harry y Meghan Markle ya no forman parte de la Casa Real Británica y viven en Estados Unidos, no en Reino Unido. Además, el Duque de Sussex ha tenido la precaución de no implicarse tan directamente como Meghan Markle.

De todos modos, sus palabras han tenido una respuesta de Buckingham Palace, al menos en lo referente a lo suscrito por el Príncipe Harry: "El Duque de Sussex no es un miembro activo de la Familia Real y cualquier comentario que haga se hace a título personal". Así, la Casa Real Británica ha tomado la precaución de distanciarse por si acaso.

Contra la negatividad

El Príncipe Harry recordó en su intervención que no va a votar en Estados Unidos y que tampoco lo ha hecho nunca en Reino Unido, haciendo una referencia implícita a que los miembros de la Casa Real Británica deben mantener una neutralidad política incuestionable. Después de esas palabras se cubrió las espaldas y aprovechó su intervención para enviar un mensaje contra el discurso de odio y la desinformación.

"A medida que nos acercamos a noviembre, es vital que rechacemos el discurso de odio, la desinformación y la negatividad en línea. Cuando lo malo supera a lo bueno, nos demos cuenta o no, se erosiona nuestra capacidad para tener compasión y para ponernos en el lugar de otra persona. Porque cuando una persona compra negatividad en línea, los efectos se sienten exponencialmente. Es hora de no solo reflexionar, sino actuar", señaló el Príncipe Harry, dejando a Meghan Markle el peso de la intervención política, donde instó a votar. Si bien no pidió el voto para Biden, otras declaraciones y acciones han dejado claro que su deseo es que Trump se vaya de la Casa Blanca.

Te puede interesar