La Casa Real Británica contradice al Príncipe Harry y Meghan Markle en su renuncia

COMUNICADO

La Casa Real Británica contradice al Príncipe Harry y Meghan Markle en su renuncia

La decisión de los Duques de Sussex de redefinir su papel en la Casa Real Británica ha provocado una respuesta de Buckingham Palace.

La Casa Real Británica contradice al Príncipe Harry y Meghan Markle en su renuncia

El Príncipe Harry y Meghan Markle reaparecieron en la Casa de Canadá en Londres el 7 de enero de 2019 tras una larga ausencia de seis semanas en la que disfrutaron de su hijo Archie y de la belleza de Canadá. Después de su vuelta se rumoreó que iban a trasladarse al país norteamericano en un futuro cercano, algo que fue desmentido por la Casa Real Británica. Sin embargo, lo que aguardaba era mucho más relevante y sorprendente.

El Príncipe Harry mira con cariño a la Reina Isabel ante Meghan Markle en los Queen's Young Leaders AwardsEl Príncipe Harry mira con cariño a la Reina Isabel ante Meghan Markle en los Queen's Young Leaders Awards

Los Duques de Sussex anunciaron en un comunicado su decisión de abandonar su compromiso a tiempo completo con la Corona y su determinación de trabajar fuera de la representación para ser financieramente independientes. En base a sus palabras parecía que la Reina Isabel conocía la decisión y estaba de acuerdo, pero no es así.

Después del largo comunicado de los Sussex, Buckingham Palace ha respondido con un escueto anuncio en el que desmiente sus palabras, o mejor dicho, matiza al Príncipe Harry y Meghan Markle: "Las discusiones con el Duque y la Duquesa de Sussex están en una fase inicial. Entendemos su deseo de adoptar un enfoque diferente, pero se trata de cuestiones complicadas que llevará un tiempo resolver".

El Príncipe Harry y Meghan Markle en la Casa de Canadá en LondresEl Príncipe Harry y Meghan Markle en la Casa de Canadá en Londres

De esta forma, parece que la Reina Isabel y por extensión, también el Príncipe Carlos, conocían los deseos de los Duques de Sussex, pero de ahí a aceptar su renuncia, a anunciarlo de forma unilateral y de forma precipitada y a dar por hecho que todo el mundo está de acuerdo, hay un enorme trecho. La Casa Real Británica está molesta y ha dicho basta.

Por contra, este fue el comunicado de los Duques de Sussex: "Después de meses de reflexión y discusiones internas, hemos elegido realizar una transición este año para empezar a forjar un nuevo papel progresivamente dentro de esta Institución. Tenemos la intención de dar un paso atrás como miembros 'mayores' de la Familia Real Británica y trabajar para ser económicamente independientes sin dejar de apoyar a Su Majestad la Reina. Es con su aliento, particularmente en los últimos años, lo que hace que nos sintamos preparados para hacer este cambio".

"Ahora planeamos distribuir nuestro tiempo entre Reino Unido y Norteamérica, continuando honrando nuestro deber hacia la Reina, la Commonwealth y nuestros patrocinios. Este equilibrio geográfico nos permitirá criar a nuestro hijo con una apreciación de la tradición regia en la que nació, al tiempo que brinda a nuestra familia el espacio para centrarnos en un nuevo capítulo, incluyendo el lanzamiento de nuestra entidad benéfica. Esperemos compartir todos los detalles de este emocionante nuevo paso a su debido tiempo mientras seguimos colaborando con Su Majestad la Reina, el Príncipe de Gales, el Duque de Cambridge y todas las partes implicadas. Hasta entonces, por favor, acepten nuestro más sincero agradecimiento por su continuo apoyo", finalizaron los Duques de Sussex en una decisión tomada con rapidez y de forma unilateral que ha disgustado a la Casa Real Británica.

Te puede interesar