Así son y así se llevan Víctor, Carmen y Humberto Janeiro, los tres hermanos de Jesulín de Ubrique

HERMANÍSIMOS

Así son y así se llevan Víctor, Carmen y Humberto Janeiro, los tres hermanos de Jesulín de Ubrique

Los cuatro miembros mantienen una relación fuerte y cercana a pesar de las numerosas polémicas de las que han sido protagonistas.

Así son y así se llevan Víctor, Carmen y Humberto Janeiro, los tres hermanos de Jesulín de Ubrique

Los hermanos Janeiro Bazán son unos grandes conocidos del panorama mediático español. En los últimos tiempos parecen haber decidido vivir en la más estricta intimidad y tan solo atienden a los medios de comunicación en ocasiones muy contadas. Sin embargo, esto no siempre ha sido así. Y es que, hubo una época en la que los Janeiro eran sinónimo de portadas, enfrentamientos y grandes titulares que no dejaron en muy buena posición al apellido.

Humberto, Jesulín, Carmen y Víctor son hijos de Humberto Janeiro y Carmen Bazán. Un matrimonio que, si bien parecía sólido, en 2003 llegó a su fin tras más de treinta años de relación. Fue Bazán la encargada de dar tan importante paso, como consecuencia de las continuas infidelidades de su marido. Precisamente de él ha llegado a decir en 'Sábado Deluxe' que ha sentido un poco de vergüenza ajena al verlo y que, a pesar de haber sido el gran amor de su vida, no volvería a casarse con él.

Humberto Janeiro junto a  Jesulín y María José Campanario, Víctor Janeiro y Beatriz Trapote y Humberto Janeiro Jr.Humberto Janeiro junto a Jesulín y María José Campanario, Víctor Janeiro y Beatriz Trapote y Humberto Janeiro Jr.

Si bien entre los progenitores apenas existe hoy día relación, Carmen Bazán sí que guarda una sólida y estrecha relación con sus cuatro hijos. De ellos ha dicho, en numerosas ocasiones, sentirse muy orgullosa por cómo se han portado. Aunque es cierto que también han tenido sus roces, actualmente los hermanos Janeiro son una auténtica piña. Pero, ¿cómo son y, sobre todo, cómo se llevan Jesulín de Ubrique y sus hermanos?

Jesús Janeiro

Sin duda, es el más mediático de los hermanos. Nació en 1974 y ya desde una edad muy temprana descubrió que su vida estaría ligada al mundo de los toros. Comenzó participando en eventos con caballos y pequeñas corridas hasta que, en 1990, recibió la alternativa en Nimes, con José María Manzanares como padrino de excepción. Sin embargo, no sería hasta 1994 cuando su nombre cobraría verdadera importancia.

Jesulín de Ubrique saludando a la grada de la plaza de toros de Fuente del Maestre (Badajoz)Jesulín de Ubrique saludando a la grada de la plaza de toros de Fuente del Maestre (Badajoz)

Aquel año se saldó con más de 150 corridas que más tarde, en 2016, serían superadas hasta alcanzar la friolera de 160. No obstante, esta época no estuvo exenta de polémicas. Y es que, para numerosos entendidos de la tauromaquia este fue el principio del fin para el joven al que cariñosamente apodaron como Jesulín de Ubrique. En este sentido, cabe recordar que no fueron muy bien recibidas ciertas salidas de tono como subirse encima de uno de los animales, invitar a torear a su apoderado, adoptar una actitud altiva y alejada del gran público o por ejemplo organizar una corrida solo para mujeres en Aranjuez.

De manera que, este y otros motivos propiciaron que el hijo de Carmen Bazán viera como el número de corridas que le reclamaban disminuía progresivamente. No obstante, semejante situación no parecía preocuparle y de hecho hizo un alto en el camino para dedicarse al mundo de la canción. Una etapa de la que emanó su primer y único disco y que incluía la ya mítica 'Toda'.

Belén Esteban y Jesulín de Ubrique en la boda de Fran Rivera y Eugenia Martínez de IrujoBelén Esteban y Jesulín de Ubrique en la boda de Fran Rivera y Eugenia Martínez de Irujo

La presencia de Jesulín de Ubrique en los ruedos era cada vez más pequeña mientras que, por el contrario, sus entrevistas y asistencias a los platós de televisión solo aumentaban. El torero presumía de haberse convertido en el amor platónico de las jóvenes españolas y en medio de ellas se encontraba Belén Esteban. Por entonces, la hoy tertuliana era una joven madrileña con quien Jesulín de Ubrique parecía que iba a sentar la cabeza. Una creencia cada vez más extendida después de que en 1999 la pareja diera la bienvenida a su primera hija, a la que decidieron llamar Andrea. No obstante, el cuento de hadas se fue diluyendo y tan solo un año después del nacimiento, Belén Esteban abandonó la finca familiar de los Janeiro y se trasladó a Madrid con su pequeña.

En aquel justo momento se inició una tormenta que veinte años después no ha terminado. Los reproches públicos, las indirectas y el apellido Janeiro en los platós de televisión fueron constantes en la primera década de los 2000. Y es que, mucho se ha comentado sobre cuales fueron los motivos de la ruptura y parece que la complicada relación entre la madrileña y su familia política fueron el detonante.

Jesulín de Ubrique y María José Campanario en el bautizo de Víctor Janeiro JrJesulín de Ubrique y María José Campanario en el bautizo de Víctor Janeiro Jr

En medio de esta situación, Jesulín de Ubrique tuvo que hacer frente a un desafortunado accidente de tráfico que le retiró del mundo de los toros durante una temporada. Sin embargo, aquel incidente fue mucho más revelador de lo que en un principio se esperaba. Y es que, en el hospital apareció por primera vez en escena María José Campanario, una joven morena de la que más tarde se supo que era el nuevo amor del diestro.

Con ella sí parece haber encontrado la estabilidad. De hecho, en 2002 la pareja contrajo matrimonio en Sanlúcar la Mayor y, fruto de esa unión, nacieron sus dos hijos, Julia y Jesús. No obstante, este tampoco ha sido un camino de rosas para el torero, pues a la par que rehacía su vida, sonadas eran las declaraciones de su exnovia que le acusaban de desatender a su hija y haberse olvidado de ella.

Jesulín de Ubrique saliendo por la Puerta Grande de la plaza de toros de CuencaJesulín de Ubrique saliendo por la Puerta Grande de la plaza de toros de Cuenca

Ahora bien, con el tiempo parece que los ánimos se han calmado y, aunque la relación entre Belén Esteban y Jesulín de Ubrique es nula, lo cierto es que no es tan tensa como lo fue en antaño. En este sentido, y totalmente renovado, en 2018 programó su vuelta a los ruedos. Lo hizo el 19 de agosto en Cuenca y aquel día salió por la puerta grande del recinto junto a Miguel Abellán y Juan José Padilla.

Humberto Janeiro Jr.

Es el mayor de los cuatro hermanos y probablemente el más desconocido. A pesar de la fama nacional que ha adquirido su familia, él ha preferido vivir su vida en la más estricta intimidad. Es piloto y en 2014 dio la bienvenida a su primer hijo junto a María del Pino, la que ha sido su pareja desde que ambos eran jóvenes. De hecho, poco después del nacimiento de la pequeña el hermano de Jesulín de Ubrique y su novia contrajeron matrimonio en una ceremonia privada.

Víctor Janeiro

Su nombre completo es Víctor Manuel, pero siempre se ha dado a conocer como Víctor Janeiro. También torero, tomó la alternativa en 1999 de la mano de Espartaco en Jerez de la Frontera y con Fran Rivera como testigo de excepción. Ahora bien, si los toros eran su pasión, lo mismo podría decirse de la pequeña pantalla. El diestro ha sido el miembro del clan más televisivo por decisión propia. Al contrario que su hermano Jesulín, Víctor Janeiro ha participado en numerosos programas de televisión como 'Más que baile' y no ha dudado en ofrecer entrevistas y portadas a los medios de comunicación.

Víctor Janeiro y Beatriz Trapote con su hijo Víctor Jr tras la corrida de toros de UbriqueVíctor Janeiro y Beatriz Trapote con su hijo Víctor Jr tras la corrida de toros de Ubrique

Precisamente fue durante un encuentro con la prensa donde conoció a Beatriz Trapote. Ambos han declarado que lo suyo fue amor a primera vista y de hecho hoy día forman una de las familias más estables. Con ella ha participado incluso en el programa 'Esposa2' y en 'Mujeres y hombres oro' como asesor del amor. En 2013 el diestro y la reportera pasaron por el altar en una multitudinaria boda celebrada en Jerez de la Frontera. Y, apenas dos años después, vieron cumplido su deseo de convertirse en padres. El 4 de diciembre nació su primer hijo, al que llamaron Víctor y a finales de 2018 pasaron a ser cuatro en la familia con la llegada del pequeño Oliver.

Carmen Janeiro

Es la única mujer de los hermanos Janeiro y, durante un tiempo, los medios de comunicación se refirieron a ella como 'La Jesulina'. Por entonces, uno de sus principales propósitos era convertirse en una reputada modelo con una sólida carrera profesional. De manera que, durante una temporada alternaba su presencia en las pasarelas con su trabajo en 'Hace Falta Valor', un programa de Canal Sur.

Carmen Janeiro en el bautizo de Víctor Janeiro JrCarmen Janeiro en el bautizo de Víctor Janeiro Jr

Sin embargo, si por algo saltó a la palestra de la actualidad española fue por su férrea defensa de Belén Esteban. Y es que, en mitad del conflicto de su hermano con la madrileña, Carmen Janeiro fue uno de los pocos apoyos que la hoy colaboradora de 'Sálvame' tenía en Ambiciones. De hecho, la hija de Carmen Bazán es el miembro de los Janeiro que mejor relación guarda con su sobrina Andrea.

Con respecto a su vida sentimental, lo cierto es que apenas han trascendido datos. Tan solo en 2006 salió a la luz su romance con el exfutbolista del Betis, César Loma, con quien desafortunadamente rompió en 2016 tras más de diez años de relación. No obstante, este no ha sido el único momento complicado al que la andaluza ha tenido que hacer frente. Y es que, en 2012 sufrió una terrible caída en su casa que le obligó a permanecer en silla de ruedas durante meses tras romperse el tobillo, la tibia y el peroné. "Me afectó mucho anímicamente, porque estaba trabajando en Canal Sur. Esa etapa me aburría mucho, de verme en una silla de ruedas", declaró por entonces a la revista ¡Hola! Sin embargo, dos años después pudo dejar atrás el fatal episodio que ya es tan solo un mal recuerdo.

La relación entre los hermanos Janeiro

Aunque son muy diferentes, los cuatro hermanos han convertido los apellidos Janeiro y Bazán en una piña. A pesar de que incluso han tenido algunas rencillas y tensos cruces de palabras entre ellos, también han sabido estar el uno al lado del otro cuando se han necesitado. En este sentido destaca cómo Jesulín de Ubrique le prestó el dinero a su hermana Carmen para que esta saldara su deuda con Hacienda y que evitara así perder su casa.

Jesulín de Ubrique visita a su hermano Víctor JaneiroJesulín de Ubrique visita a su hermano Víctor Janeiro

No obstante, esta no ha sido la única manera en la que han demostrado lo unidos que están. De hecho, cuando Víctor Janeiro confirmó su alternativa, lo hizo rodeado de toda su familia. Del mismo modo, en el programa presentado por su hermana en Canal Sur, Carmen Janeiro y el marido de María José Campanario compartían una sección en la que el diestro le enseñaba a torear. Sin duda, pequeñas muestras que no hacen sino confirmar la buena relación entre los miembros de una familia que se ha hecho fuerte frente a las adversidades.

Te puede interesar