El homenaje del Príncipe Guillermo y Kate Middleton a la madre del Duque de Edimburgo en el Día del Holocausto

EN LONDRES

El homenaje del Príncipe Guillermo y Kate Middleton a la madre del Duque de Edimburgo en el Día del Holocausto

El Duque de Cambridge leyó una carta de una de las personas a la que la Princesa Alicia de Grecia salvó de la Gestapo en Atenas durante la ocupación nazi.

El homenaje del Príncipe Guillermo y Kate Middleton a la madre del Duque de Edimburgo en el Día del Holocausto

Kate Middleton enciende una vela en el homenaje por el Día del Holocausto en WestminsterKate Middleton enciende una vela en el homenaje por el Día del Holocausto en Westminster

También hubo tiempo para homenajear a aquellos que no fueron perseguidos y que arriesgaron sus vidas para salvar a los que sí lo eran. Una de ellas fue la Princesa Alicia de Grecia y Dinamarca, una persona muy importante para la Familia Real Británica por haber sido la madre del Duque de Edimburgo. Fallecida en 1969 en Buckingham Palace a los 84 años, tuvo una vida singular que no dudó en arriesgar por ayudar.

El Duque de Cambridge leyó una carta escrita por Rachel Cohen, mujer a la que Alicia Mountbatten salvó de la Gestapo. Durante la ocupación de Grecia por parte de los alemanes en la II Guerra Mundial, la Princesa Alicia no dudó en acoger a una familia judía que habría sido asesinada de no haber intercedido. "Gracias a la ayuda de la Princesa Alicia los miembros de la familia Cohen sobrevivieron", recordando que permanecieron con ella tres semanas después de la liberación con un sentimiento de agradecimiento eterno. El gesto de la que poco después se convertiría en suegra de la Reina Isabel le valió ser nombrada como 'Justa entre las Naciones' casi 25 años después de su muerte por haber salvado a los Cohen.

El Príncipe Guillermo visita la tumba de la Princesa Alicia de Grecia, su bisabuelaEl Príncipe Guillermo visita la tumba de la Princesa Alicia de Grecia, su bisabuela

El reconocimiento ha llegado pocos días después de que el Príncipe Carlos realizara un viaje a Israel y Palestina. Durante su paso por Israel visitó la tumba de su abuela, la Princesa Alicia, que está enterrada en la Iglesia de Santa María Magdalena de Jerusalén tal y como fue su deseo. Allí descansa también su tía, la Gran Duquesa Isabel de Rusia, asesinada por los bolcheviques y posteriormente canonizada por la Iglesia Ortodoxa Rusa.

Te puede interesar