Iñaki Urdangarín, la celebrity de la semana al lograr evitar la prisión, la fianza y quedarse en España

MEDIDAS CAUTELARES

Iñaki Urdangarín, la celebrity de la semana al lograr evitar la prisión, la fianza y quedarse en España

Tras una sentencia favorable si se tiene en cuenta la petición del fiscal, las medidas cautelares también han sido benévolas con el marido de la Infanta Cristina.

Iñaki Urdangarín, la celebrity de la semana al lograr evitar la prisión, la fianza y quedarse en España

El pasado viernes 17 de diciembre se conoció la sentencia del Caso Nóos. Iñaki Urdangarín fue condenado a 6 años y 3 meses de cárcel y una multa de 512.000 euros por los delitos de malversación, prevaricación y falsedad documental, fraude a la administración, dos delitos fiscales y estafa. Para Diego Torres, la condena ha sido de 8 años y 7 meses de cárcel y una multa de 1.700.000 euros. En el caso de Torres, se le ha mantenido el delito de blanqueo, y por eso su pena ha sido mayor que la de su exsocio pese a que la Fiscalía había solicitado 19 años y medio de cárcel al exjugador de balonmano, frente a los 16 años y medio que pedía para Torres.

Iñaki Urdangarín declara por segunda vez en el juicio por el Caso NóosIñaki Urdangarín declara por segunda vez en el juicio por el Caso Nóos

Una vez conocida la sentencia, se esperaba que el fiscal Pedro Horrach pidiera la celebración de una vistilla para solicitar medidas cautelares contra Iñaki Urdangarín y Diego Torres, principales condenados en la pieza separada número 25 del Caso Palma Arena. Debido a que las penas son mayores a los 5 años, y que al haber sido condenados se "merece una respuesta por parte de los órganos encargados de garantizar su ejecución futura", el fiscal había manifestado su intención de exigir prisión con fianza para los exsocios.

El día clave era el jueves 23 de febrero. A las 10:30 horas de esa jornada, la Audiencia de Palma esperaba a Urdangarín y Torres. Antes de eso se buscaba una imagen del cuñado del Rey, la primera tras la sentencia, y se tomó el martes 21 cuando salió del portal de su casa de Ginebra montado en una bicicleta a toda velocidad. El destino parecía ser un parking en el que guarda el coche que utiliza y que le llevaría al aeropuerto para coger un vuelo a Palma. El hecho de que se viera salir a unas personas con maletas dio más veracidad a esta teoría. Sin embargo, horas más tarde regresó a casa.

El marido de la Infanta Cristina apuró hasta el final. Salió de su vivienda en la madrugada del miércoles 22 al jueves 23. Tuvo la idea de en vez de coger un taxi, esperar un autobús, así que llevó con él a la prensa congregada, a la que no contestó más que para darles las gracias por su trabajo. El autobús no llegaba, Urdangarín se impacientaba, y un reportero de 'El Programa de AR' llegó a ofrecerle llevarle en su coche alquilado para que no perdiera su vuelo a Palma. Tras rechazar amablemente la propuesta, cogió el autobús que le llevó hasta el aeropuerto, donde a las 06:30 horas tomó un vuelo con destino a la capital de Mallorca.

Medidas cautelares favorables

A las 10:15 horas estaba entrando por la puerta de la Audiencia de Palma pulcramente vestido de azul y gris y con una mochila a sus espaldas en la que llevaba algunos enseres por si en el peor de los casos, tuviera que entrar en la cárcel de forma inmediata, algo que dicho sea de paso, era muy improbable. Así, al grito de 'ladrón' y 'chorizo', el marido de la Infanta Cristina se enfrentaba a otro trance junto a su exsocio Diego Torres, que había llegado tiempo antes.

Iñaki Urdangarín con una mochila a su llegada a la vistilla en la Audiencia de PalmaIñaki Urdangarín con una mochila a su llegada a la vistilla en la Audiencia de Palma

La vistilla comenzó a las 10:30 horas, tomando la palabra el fiscal Pedro Horrach, que intentó convencer a las juezas del Tribunal que juzgó el Caso Nóos, Samantha Romero, Rocío Martín Hernández y Eleonor Moyá, de que los dos condenados debían ingresar en prisión bajo fianza. Horrach solicitó 200.000 euros de fianza para el marido de la Infanta Cristina, dejándolo en la mitad para Diego Torres. La Abogacía de Baleares y la Abogacía del Estado se acogieron a lo solicitado por el fiscal. Por su parte, los letrados de Urdangarín (Mario Pascual Vives) y Diego Torres (Manuel González Peeters) rechazaron los argumentos de Horrach y solicitaron que no se aplicaran medidas cautelares.

La vistilla fue corta, y tras terminar, las tres magistradas se pusieron a trabajar en un auto de 9 hojas que fue toda una liberación para los acusados. Para Iñaki Urdangarín se mantuvo la libertad provisional con las siguientes condiciones: "Obligación de comparecer el día 1 de cada mes (o día siguiente hábil, en caso de ser festivo) ante la Autoridad Judicial competente de su actual país de residencia (Suiza) y la obligación de comunicar al Tribunal todo desplazamiento que realice fuera del espacio de la Unión Europea. Asimismo deberá comunicar cualquier cambio de domicilio o residencia, aún cuando la misma sea temporal, ocasional o vacacional, con apercibimiento expreso de que el incumplimiento de las medidas cautelares impuestas podría motivar la adopción de otras medidas más gravosas para su libertad personal, incluida la medida cautelar de prisión provisional".

Iñaki Urdangarín, muy feliz tras conocer las medidas cautelares contra élIñaki Urdangarín, muy feliz tras conocer las medidas cautelares contra él

Para Diego Torres: "prohibición de salida del territorio nacional, salvo autorización expresa del Tribunal, entrega inmediata de pasaporte y comparecencias apud acta el día 1 de cada mes (o día siguiente hábil, en caso de ser festivo) ante el juzgado de su residencia. Asimismo deberá comunicar cualquier cambio de domicilio o residencia aún cuando la misma sea temporal, ocasional o vacacional, con apercibimiento expreso de que el incumplimiento de las medidas cautelares impuestas podría motivar la adopción de otras medidas más gravosas para su libertad personal, incluida la medida cautelar de prisión provisional".

Tras estas medidas cautelares, Iñaki Urdangarín regresó a Suiza. Desde allí se enterará de cómo avanzan los acontecimientos. Por lo pronto se sabe que el fiscal Horrach presentará un recurso de casación ante el Supremo para que eleve las penas tanto de Urdangarín como de Torres. Por su parte, Mario Pascual Vives ha manifestado que también presentará recurso ante el alto tribunal para conseguir mejorar o anular la condena de su cliente.

Te puede interesar