Lo que hicieron la Infanta Cristina e Iñaki Urdangarin tras el funeral de Jaca y que muestra que ya no hay rencores

SU PLAN

Lo que hicieron la Infanta Cristina e Iñaki Urdangarin tras el funeral de Jaca y que muestra que ya no hay rencores

La Infanta y el exjugador de balonmano se fueron a tomar algo tras el funeral de Eduardo Roldán sin importarles ser vistos.

Lo que hicieron la Infanta Cristina e Iñaki Urdangarin tras el funeral de Jaca y que muestra que ya no hay rencores

El último encuentro de la Infanta Cristina y de su expareja, Iñaki Urdangarin, tuvo lugar en el funeral de Eduardo Roldán, exdirector de la estación de esquí de Candanchú. A su funeral asistieron las Infantas Cristina y Elena, así como Iñaki Urdangarin y sus hijos Pablo y Miguel.

La Infanta Cristina e Iñaki Urdangarin en los Premios Nacionales del DeporteLa Infanta Cristina e Iñaki Urdangarin en los Premios Nacionales del Deporte

La expectación fue máxima, pues el reencuentro entre la hija de Juan Carlos I e Iñaki Urdangarin acaparó todas las miradas. Fue muy cordial, demostraron que, a pesar de que su pareja esté rota, tienen una relación cordial o, al menos, no de enemistad. Tras el funeral, que tuvo lugar en la catedral de la localidad oscense, la expareja hizo algo más antes de irse.

"Llegaron sobre las seis y media al local. Tomaron cerveza y Coca-Cola en la barra, no se sentaron en ningún momento", confesó el dueño del local a la revista Semana. En ningún momento trataron de esconderse, ni siquiera escogieron un lugar que pasara desapercibido en el restaurante. Se quedaron de pie, en la barra, sin importarles que hubiese alguien a su lado.

Es evidente que no pasaron desapercibidos en ningún momento: "Había muchos curiosos que querían ver qué hacían y cómo se comportaban. Estuvieron cerca de dos horas en el interior del local. No estuvieron solos, había otras personas con ellos, entre otras, la Infanta Elena", afirmaba el dueño del negocio.

Trato cordial en público y en privado

Al igual que no se escondieron de los demás, tampoco se evitaron entre ellos dos en ningún momento: "Hablaron tanto entre ellos como con gente de allí. Fueron muy amables en todo momento. Estaban juntos y charlaban sin problema ni tensión aparente", decía al citado medio el dueño del restaurante. De este modo, se confirma que la cordialidad que demuestran tanto la Infanta como el exduque de Palma de puertas para afuera, es igual en la privacidad.

La Infanta Cristina e Iñaki Urdangarin entrando en la que fue su casa en GinebraLa Infanta Cristina e Iñaki Urdangarin entrando en la que fue su casa en Ginebra

Ambos se esfuerzan por pasar página y de mantener una relación lo mejor posible cuando comparten tiempo, tal y como ha sucedido ahora a causa de la muerte de Eduardo Roldán, pero como también sucedió en Bidart. Tras siete meses desde que, a principios de 2022, se confirmase que Iñaki Urdangarin mantenía una relación con su compañera de trabajo, Ainhoa Armentia.

Te puede interesar