De tal palo, tal astilla: Así son y así se llevan Carole Middleton y sus hijas Kate y Pippa Middleton

MADRE E HIJAS

De tal palo, tal astilla: Así son y así se llevan Carole Middleton y sus hijas Kate y Pippa Middleton

Madre e hijas siempre han mostrado mantener una relación basada en la confianza y el entendimiento, aunque muchas veces la matriarca haya ejercido cierto poder en la toma de sus propias decisiones.

De tal palo, tal astilla: Así son y así se llevan Carole Middleton y sus hijas Kate y Pippa Middleton

No es oro todo lo que reluce. Tampoco las vidas reales de príncipes y princesas suelen ser tan perfectas como uno piensa. Y algo así es lo que sucede con Kate Middleton y su propio entorno, entre las que figuran personas como su madre, Carole Middleton, y su hermana pequeña, Pippa Midleton. Una familia que de cara al público siempre suele transmitir una unión envidiable y una compenetración perfecta pero que, en la realidad, como sucede en innumerables ocasiones, no resulta ser tan idílica como ellos pretenden dar a entender.

Kate Middleton con la Cambridge Lover's Knot Tiara en la recepción al Cuerpo DiplomáticoKate Middleton con la Cambridge Lover's Knot Tiara en la recepción al Cuerpo Diplomático

Discusiones, malentendidos y, en general, conflictos familiares que les convierten en el punto de mira de los medios y que incitan a hablar y cuestionar, constantemente, cada uno de sus actos y apariciones en público. No obstante, y desde que la joven Kate Middleton se convirtiera, en el año 2011, en la esposa del futuro heredero de la Corona británica, parece que las noticias y novedades respecto a la relación con su madre y hermana acaparan -día sí, día también- los titulares de la prensa de medio mundo. Porque ser Duquesa - o familia de esta, en este caso- es lo que tiene, que nada se deja pasar por alto...

Kate Middleton y su salto a la realeza

Poco podía imaginarse Kate Middleton que la vida acabaría convirtiéndola en nada más y nada menos que la Duquesa de Cambridge. Una distinción otorgada tras su enlace con el Príncipe Guillermo y futuro Rey de Inglaterra, en el año 2011, y que desde entonces le ha hecho ser una de las mujeres más observadas y seguidas de, prácticamente, todo el planeta. Así, tanto su propia vida como su derrochador estilo se alzan como culpables absolutos de que los objetivos giren siempre alrededor de ella. Algo que se traduce, en el mayor de los casos, en un inmenso cariño y admiración por parte de su público.

Los novios Pippa Middleton y James Matthews en su salida de la iglesiaLos novios Pippa Middleton y James Matthews en su salida de la iglesia

Una nueva vida, sin duda alguna, que se iniciaba casualmente durante sus años de estudios universitarios en la Universidad Saint Andrews de Escocia, donde también estudiaba el Príncipe Guillermo. Ese sería el escenario en el que ambos iniciarían su amistad, llegando a entablar relación en el año 2003. Sin embargo, y a pesar de mantener su romance bajo la máxima discreción, la noticia acabaría saliendo a la luz en el 2005. Así, 6 años más tarde, y tras superar algún que otro bache en su relación, la pedida de mano se hacía efectiva. Noticia que parecía agradar al pueblo inglés y que también pareció sentar bien en el entorno de la actual Duquesa de Cambridge, viéndose siempre apoyada por su hermana y su madre.

El furor de Pippa Middleton

Fue precisamente durante la ceremonia entre el Príncipe de Gales y Kate Middleton, celebrada el 29 de abril de 2011 en la Abadía de Westminster de Londres, cuando la hermana de la ahora Duquesa de Cambridge se convirtió en un auténtico reclamo social. Hasta entonces, la cuñada de Guillermo de Gales siempre había preferido mantenerse en un segundo plano, apoyando y ayudando a su hermana en todo lo que necesitara, pero a su vez pasando desapercibida por los medios de comunicación. Sin embargo, de la noche a la mañana, el interés por conocer todo acerca de la hermana de Kate Middleton se presentaba como una de las tareas más importantes del momento.

Kate Middleton con su hermana Pippa Middleton el día de su bodaKate Middleton con su hermana Pippa Middleton el día de su boda

Así, todo apunta a que su naturalidad y su impresionante imagen proyectada durante el enlace de los Duques de Cambridge, enfundada en un precioso vestido blanco, fueron los artífices de disparar esa inquietud que, hasta la fecha, le rodea. A partir de ese momento, cualquier movimiento de la pequeña Middleton ha sido analizado al milímetro, comentando tanto su estilo de vida como los estilismos elegidos para ocasión, llegándose a posicionar como una auténtica 'it girl'. No obstante, ya no solo importaba la imagen de la Duquesa de Cambridge en cada aparición junto a su hermana, sino que era la propia Pippa Middleton la que conseguía robarle parte de ese protagonismo.

Kate y Pippa Middleton, hermanísimas

Sea como fuere, la realidad es que las hermanas Middleton siempre han mantenido una relación excelente. Algo que parece venir de lejos, cuando ambas estudiaban juntas en el Marlborough College y jugaban en el equipo de hockey, mostrándose prácticamente como mejores amigas. Además, y desde que Kate Middleton tomara el título de Duquesa de Cambridge, se corrobora la fuerte unión existente entre ellas, protagonizando instantáneas juntas en numerosos actos sociales, como sucede en Wimbledon.

Y es que, a pesar de ser la mayor y la mediana de tres hermanos, siendo James Middleton el pequeño de todos, no hay duda de que a ellas les une algo mucho más especial que lo meramente familiar. Además, y a pesar de que la vida de la actual Duquesa de Cambridge cambiara por completo en el 2011, parece que las costumbres de la familia Middleton siguen estando por encima de todo. Así al menos es lo que demuestran sus reuniones en Mustique, lugar vacacional de los Middleton, a las que se han unido los miembros de la siguiente generación, encabezados por los Príncipes Jorge, Carlota y Luis.

Las hermanas Pippa y Kate Middleton comparten confidencias en la final de WimbledonLas hermanas Pippa y Kate Middleton comparten confidencias en la final de Wimbledon

Por otra parte, también se puede decir que ambas supieron congeniar a la perfección trabajando para el negocio familiar 'Party Pieces' - dedicado a los eventos-, en el que la Duquesa llegó a ser portada de uno de los catálogos, mientras que Pippa Middleton se encargaba del blog. Después ha sido su madre la que se encuentra a cargo de la empresa, aunque se nutre de las ideas de sus hijas. Asimismo, esa estrecha relación entre ellas también pudo verse reflejada en sus respectivas bodas, ejerciendo un papel muy importante para que tanto el vestido de Kate Middleton como el séquito de pequeños que acompañaban a la hermana pequeña de la Duquesa estuvieran bajo control.

Sin olvidar aquel bache que el Príncipe Guillermo y Kate Middleton sufrieron durante sus años de noviazgo, durante el que Pippa supo ser el mejor apoyo para su hermana. Sin embargo, y a pesar de que entre ellas todo parezca color de rosa, las discusiones entre hermanas también han estado de lado de las Middleton en alguna que otra ocasión. Una de ellas, por ejemplo, nacía de la supuesta presión ejercida por Carole Middleton sobre su hija Pippa para encontrar al hombre perfecto, llevando a la pequeña Middleton a rogar a su hermana que le presentara a "hombres ricos, de buen estatus y familia que pudieran convencer a su madre". Algo que no pareció sentar nada bien a la duquesa.

Carole Middleton, manipuladora y con carácter

La figura maternal de Carole Middleton se ha hecho, tras el paso de los años, con numerosos y dispares comentarios e interpretaciones por parte de los medios de comunicación. Por un lado, es indudable que se trata de uno de los pilares fundamentales en la vida de sus hijas, habiéndose convertido en su acompañante y fiel consejera a lo largo de la toma de sus decisiones más importantes en la vida. Aunque parece ser que, en alguna ocasión que otra, Carole Middleton habría ejercido más presión de la debida para que sus hijas tomaran el camino correcto, según sus propias inquietudes.

Carole y Pippa Middleton en un torneo de tenis en LondresCarole y Pippa Middleton en un torneo de tenis en Londres

Así sucedía con la pequeña Pippa Middleton durante sus años de soltería, quien se llegó a mostrar realmente presionada por su madre a la hora de dar con el "hombre perfecto". Tanto que incluso llegó a pedirle a su hermana que le presentara a "hombres ricos, de buen estatus y familia que pudieran convencer a su madre", llegando a provocar el enfado de la Duquesa de Cambridge. Una presión a la que, según ciertos rumores, también se vio sometida la actual esposa del Príncipe Guillermo, quien acabó realizando sus estudios universitarios en Saint Andrews por orden y deseo de su madre, tras conocerse que el Príncipe de Gales también estudiaría en aquella universidad.

Además, y dejando a un lado las presiones de esta madre sobre las relaciones amorosas de sus hijas, también parece haber influenciado bastante en la alimentación y cuidado personal de sus progenitoras, imitando su forma de vida saludable y consiguiendo, como resultado, una recuperación perfecta después de cada uno de sus embarazos. Aunque lo que más llama la atención de Carole Middleton es ese carácter "manipulador" del que han hablado algunos de los antiguos empleados de 'Party Pieces', empresa familiar de la que se encuentra al mando. Declaraciones que llegaban tras el despedido de varios de sus trabajadores, entre ellos el diseñador web y un agente de relaciones públicas, tras sufrir una crisis financiera.

Michael y Carole Middleton, Pippa Middleton y James Matthews en el bautizo del Príncipe LuisMichael y Carole Middleton, Pippa Middleton y James Matthews en el bautizo del Príncipe Luis

Y lo cierto es que trabajar con ella o, mejor dicho, bajo sus directrices no parece ser del todo fácil. Algunos de esos exempleados han llegado a asegurar que el trato recibido por la matriarca de los Middleton no ha sido el más idóneo. Según el diario Daily Mail, quien recogía hace unas semanas estas declaraciones, algunas de sus actitudes más comunes con sus trabajadores eran someterles a un bombardeo continuo de emails y chasquear los dedos para que acudieran a su atención. Uno de ellos llegó a confesar: "Si no estás de acuerdo con ella en algo, entonces privilegiará a cualquier otro trabajador y luego te enterarás de que te ha eliminado de mails que tenían que ver con tu ocupación". Nada que ver con la imagen que proyecta su marido, al que consideran todos un hombre "encantador".

Te puede interesar