La críticas de los espectadores hacia Belén Rodríguez por sus exclusivas manías en un restaurante

MUY CRÍTICOS

La críticas de los espectadores hacia Belén Rodríguez por sus exclusivas manías en un restaurante

La colaboradora ha tenido que enfrentarse a las críticas de los espectadores después de un comentario que no sentó demasiado bien.

La críticas de los espectadores hacia Belén Rodríguez por sus exclusivas manías en un restaurante

Belén Rodríguez ha tenido que hacer frente a una lluvia de críticas después de haber hecho un comentario un tanto controvertido. Si por algo se ha caracterizado siempre la colaboradora es por tener pelos en la lengua y decir lo que piensa en todo momento. Por ello, unas palabras sacadas de contexto han sido las que han hecho que la audiencia se la eche encima a través del defensor de la audiencia, Kiko Matamoros.

Al parecer, Belén Rodríguez comentó que cuando ella va a determinado restaurante del centro de Madrid siempre pide la misma mesa y llegó a decir que si hay alguien sentado en ella, le hace levantar para sentarse ella. Esto lo dijo en tono de broma pero los espectadores se lo tomaron al pie de la letra y, entre los audios que se pusieron en 'Sálvame' se pudieron escuchar frases del tipo: "Me parece una periodista impresentable. Si esta persona es periodista que venga Dios y lo vea".

Belén Rodríguez escuchando todas las críticas | Foto: telecinco.esBelén Rodríguez escuchando todas las críticas | Foto: telecinco.es

Por su parte, la colaboradora quiso explicarse: "Quiero empezar diciendo a los espectadores que a mí lo que piensa la gente en general me importa una mierda. Yo lo pasé muy mal con las opiniones de la gente cuando 'GH' y demás y decidí vacunarme. Entonces a mí no me importa nada lo que puedan pensar de mí. A mí solo me importa lo que piense la gente que me quiere. Ni me hacen daño ni nada por el estilo", decía tajante.

El momento del restaurante

Belén Rodríguez también quiso hablar sobre el tema del restaurante: "Parte de la historia de la mesa es verdad y otra parte mentira. Llevo yendo a ese restaurante 14 años, soy cliente habitual, no se me puede tachar de clasista ni de que por famosa me dan la mesa. El dueño es muy amigo mío. Yo le llamo antes de ir y le pregunto '¿tienes mi mesa?' porque sino no como en otra mesa porque no me gusta. Si tiene mi mesa libre yo voy a comer. Es broma que yo levante a la gente de ningún sitio y pensaba que la gente tendría sentido del humor. Yo reservo mesa con tiempo y voy a comer allí", concluía.

Te puede interesar