La Reina Letizia evita santiguarse en la Misa Solemne en la Basílica de Covadonga

SU DECISIÓN

La Reina Letizia evita santiguarse en la Misa Solemne en la Basílica de Covadonga

Mientras el Monarca y sus hijas sí lo hicieron, la consorte decidió no santiguarse antes de sentarse en el lugar que le correspondía en la Basílica de Covadonga.

La Reina Letizia evita santiguarse en la Misa Solemne en la Basílica de Covadonga

La Familia Real ha tomado parte de los actos celebrados el 8 de septiembre con motivo de los 1300 años del Reino de Asturias, primer centenario de la Coronación Canónica de la Virgen de Covadonga y el primer siglo de la creación del Parque Nacional de la Montaña de Covadonga.

Los Reyes Felipe y Letizia, la Princesa Leonor y la Infanta Sofía camino a la Santa Cueva de CovadongaLos Reyes Felipe y Letizia, la Princesa Leonor y la Infanta Sofía camino a la Santa Cueva de Covadonga

Pasadas las 12:30 horas, y una vez que los Reyes y sus hijas habían visitado a la Virgen de Covadonga en la Santa Cueva, tomaron un coche que les llevó hasta la Real Basílica, donde se celebró una Solemne Misa para celebrar no solo la triple efeméride, sino el Día de Asturias y el de la Santina.

Ha decidido no hacerlo

Los Reyes, la Princesa de Asturias y la Infanta Sofía hicieron su entrada en el templo los últimos. A su llegada, se ha podido ver cómo el Rey Felipe y sus hijas se santiguaban, pero no así la Reina Letizia, que ha decidido no hacerlo.

El Rey Felipe santiguándose y la Reina Letizia en la Misa por el centenario de la Coronación de la Virgen de CovadongaEl Rey Felipe santiguándose y la Reina Letizia en la Misa por el centenario de la Coronación de la Virgen de Covadonga

No es la primera vez que ocurre. Sin ir más lejos, en el funeral de la Infanta Alicia, ese en el que los Reyes tuvieron que volver a verse las caras con la Infanta Cristina, llegaron los últimos como manda el protocolo, haciendo más evidente lo que ocurrió. El Monarca se santiguó, pero ella no.

El motivo es simple, Felipe VI es católico practicante, pero Doña Letizia no. Sabe cuál es su posición como Reina de España y acude a todos los actos litúrgicos a los que tiene que acudir, pero santiguarse no es una obligación, y ella prefiere no hacerlo.

Te puede interesar