Kate Middleton, una divertida embarazada que recibe regalos para el Príncipe Jorge

ACTO OFICIAL

Kate Middleton, una divertida embarazada que recibe regalos para el Príncipe Jorge

La Duquesa de Cambridge acudió al centro deportivo Kensington Leisure y a la Kensington Aldridge Academy de Londres.

Kate Middleton en Kensington Aldridge AcademyKate Middleton en Kensington Aldridge Academy

Kate Middleton está imparable. Mientras en ocasiones su agenda permanece parada durante días, otras semanas la Duquesa de Cambridge tiene que hacer malabares para cuadrar todos los compromisos que tiene que atender, como está ocurriendo en la actualidad.

La esposa del Príncipe Guillermo, embarazada de seis meses, no tuvo que irse muy lejos en esta ocasión, ya que el centro deportivo Kensington Leisure y la Kensington Aldridge Academy se encuentran muy cerca del palacio que lleva el nombre de ese lugar, y donde la Duquesa de Cambridge tiene su residencia oficial.

Un simpático regalo para el Príncipe Jorge

Su Alteza Real llegó a este acto con un abrigo azul con el que no podía disimular su avanzado estado de gestación, que fue más que evidente cuando se quitó la citada prenda en un momento del recorrido que tuvo que realizar y se sentó junto a un grupo de mujeres a tomar un café y departir.

Kate Middleton recibe un flotador con forma de pato como regalo para el Príncipe JorgeKate Middleton recibe un flotador con forma de pato como regalo para el Príncipe Jorge

Como suele ocurrir, y más cuando se trata de un miembro de la Familia Real Británica tan carismático y querido, el baño de masas de la Duquesa de Cambridge fue importante. Ella, además de repartir saludos y sonrisas, como siempre, correspondió dando algún detalle sobre el bebé que espera. Siguiendo la línea de discreción y respetando el halo de misterio que reina en las Casas Reales en relación a los embarazos, Kate Middleton aseguró que no sabía el sexo del bebé, pero que se movía mucho.

Quien tampoco para es el Príncipe Jorge de Cambridge, que tiene un año y medio y es tan pillo como lo era el Príncipe Harry de pequeño, como bien dijo el Príncipe Guillermo. A pesar de sus travesuras, el niño se porta bastante bien, y por ello no para de recibir regalos, el último un flotador en forma de pato que Kate Middleton recibió encantada como recuerdo de su paso por Kensington Leisure.

Te puede interesar