Ernesto de Hannover, abuelo entregado con Nicolás y Sofía de Hannover en el parque junto a su hijo Christian y Sassa de Osma

LOS HANNOVER

Ernesto de Hannover, abuelo entregado con Nicolás y Sofía de Hannover en el parque junto a su hijo Christian y Sassa de Osma

El Príncipe de Hannover se dejó ver en El Retiro de Madrid con su hijo Christian de Hannover, su nuera Sassa de Osma y sus nietos Nicolás y Sofía de Hannover.

Ernesto de Hannover, abuelo entregado con Nicolás y Sofía de Hannover en el parque junto a su hijo Christian y Sassa de Osma

Ernesto de Hannover parece otro. Parece que ha dejado atrás sus comportamientos violentos, sus problemas con la Justicia y esas adicciones que tanto le distanciaron de su familia. El Príncipe de Hannover dista de ser ejemplar, pero al menos ha elegido el camino de la redención y se ha enfocado en fortalecer los lazos familiares con el hijo que sí le quiere en su vida.

Ernesto de Hannover con su nieto Nicolás de Hannover en brazos en El Retiro de MadridErnesto de Hannover con su nieto Nicolás de Hannover en brazos en El Retiro de Madrid

Christian de Hannover no mantiene conflictos con su padre, como sí ocurre con su hermano mayor, el Príncipe Ernest Agust. El Príncipe de Hannover y su heredero no solo no han logrado solucionar sus diferencias, sino que se van a ver las caras en los juzgados. Por su parte, Alexandra de Hannover no ha repudiado a su padre, pero sí prefiere mantener cierta distancia y hace su vida en Mónaco, donde cuenta con el apoyo y el afecto de los Grimaldi. Al mismo tiempo, los tres hermanos Hannover se llevan bien, aunque no parece que el buen rollo del Príncipe Ernesto con su vástago mediano haya ayudado a que las tensiones con el mayor y la pequeña hayan quedado atrás.

Así, el jefe de la Casa de Welf se ha centrado en Christian de Hannover, con el que mantiene una excelente relación. Lo mismo ocurre con la esposa de este, Sassa de Osma, que parece la nuera perfecta para Ernesto de Hannover. No ocurre lo mismo con Ekaterina Malysheva, esposa de su primogénito, para la que no tiene buenas palabras. Sí las tiene Alessandra de Osma, que aprecia a su suegro, pero también a su cuñada, con la que se ve con frecuencia y con la que mantiene un vínculo muy cordial.

Ernesto de Hannover jugando con su nieto Nicolás en presencia de Christian de Hannover y Sofía de Hannover en El Retiro de MadridErnesto de Hannover jugando con su nieto Nicolás en presencia de Christian de Hannover y Sofía de Hannover en El Retiro de Madrid

Y luego están los nietos. Tres le ha dado su primogénito, Elisabeth, Welf Agust y Eleonora de Hannover, pero ni les quiere ver, ni reconoce a Welf August como heredero. Todo lo contrario ocurre con Nicolás y Sofía de Hannover, hijos de Christian y Sassa, a los que está muy unido y con los que no duda en mostrar su amor de abuelo cada vez que tiene ocasión. Así se le vio durante el verano de 2021 en Formentera, y lo mismo ha ocurrido en Madrid.

Los Hannover, de paseo por El Retiro

Aprovechando el buen tiempo del domingo 17 de octubre de 2021, Christian de Hannover y Sassa de Osma se desplazaron al Parque de El Retiro de Madrid para disfrutar con sus hijos. Es habitual ver a la pareja en la capital de España, donde tienen fijada su residencia, pero no tanto que les acompañe Ernesto de Hannover, si bien sus visitas al país de adopción de su hijo y su nuera son cada vez más frecuentes por un doble motivo. Ernesto de Hannover quiere pasar todo el tiempo posible con los Hannover-Osma, y al mismo tiempo disfrutar de la relación amorosa que ha surgido con Claudia Stilianopoulos, hija de Pitita Ridruejo.

Christian de Hannover y Sassa de Osma con sus hijos Nicolás y Sofía en El Retiro de MadridChristian de Hannover y Sassa de Osma con sus hijos Nicolás y Sofía en El Retiro de Madrid

Asuntos románticos aparte, el Príncipe de Hannover se dejó ver como un abuelo entregado en el parque más famoso de Madrid. Se divirtió cogiendo y subiendo a su nieto Nicolás y haciendo carantoñas a su nieta Sofía, obsequiando además a sus nietos con un globo. Todo esto bajo la atenta mirada de Christian de Hannover y Sassa de Osma, que aprovecharon en algunos momentos la energía del Príncipe Ernesto Augusto para sentarse en un banco y descansar antes de seguir con el paseo por El Retiro.

Te puede interesar