Nicole Scherzinger habla sobre su batalla contra la bulimia

TRASTORNO ALIMENTICIO

Nicole Scherzinger habla sobre su batalla contra la bulimia

La ex Pussycat Doll ha abierto su corazón desvelando que la banda, en gran medida, se desintegró por sus problemas con la alimentación. Ahora la prometida de Hamilton está feliz y recuperada.

Nicole Scherzinger en la gala amfAR del Festival de Cannes 2014Nicole Scherzinger en la gala amfAR del Festival de Cannes 2014
Muchas celebrities se obsesionan con su belleza y su cuerpo llegando a padecer enfermedades contal de verse más delgadas. En esta ocasión, la ex Pussycat Doll, Nicole Scherzinger ha hablado sin tapujos sobre su trastorno alimenticio: "Es una enfermedad que paraliza, es horrible".

Cuando Nicole Scherzinger luce su cuerpo, el pública piensa que la cantante no tiene ningún problema de autoestima. Sin embargo, la realidad es otra muy diferente. Nicole Scherzinger ha pagado sus miedos e inseguridades con algo tan fundamental para vivir como la comida.

Además, lejos de ocultarse, la cantante de 36 años ha contado su batalla contra la bulimia en la revista Cosmopolitan: "Era un momento muy oscuro para mí. Por eso me puedo indentificar con las personas que tienen a esos demonios y a esas voces en su cabeza que no resultan nada agradables, privándoles de vivir".

Su experiencia fue tan dura que Nicole Scherzinger llegó a tener problemas con su voz y a desmayarse en más de una ocasión. La cantante vivió este preiodo de enfermedad durante el éxito de la banda Pussycat Dolls que duró desde 2004 hasta 2010, el año en el que se separaron. Parece que uno de los motivos para la desintegración de la banda fueron los problemas de la cantante con la alimentación que derivó en tensiones entre sus integrantes.

Nicole Scherzinger en los Brit Awards 2014Nicole Scherzinger en los Brit Awards 2014

Llegó a quedarse sin voz y desmayarse

Sin embargo, Nicole Scherzinger trató de ocultar sus problemas con la bulimia hasta 2012. La celebrity reveló a la revista Cosmopolitan cómo mantenía en secreto su trastorno: "Obviamente las personas que tienen un trastorno, son muy buenas ocultándolo. Me siento estúpida. Siempre he pensado en cómo he sido capaz de ocultarlo".

Parece que la ex Pussycat Doll no quería dar pena a sus fans: "Nunca hablé sobre ello porque no quería jugar mis cartas como una víctima. No quería que mi familia me oyese hablar esas cosas porque creo que sería romper su corazón. Supongo que era mi adicción. Nunca he tomado drogas pero analizándolo, creo que lo era. Es como cuando me bajé del escenario, yo estaba en lo alto. Me gustaría volver a mi habitación y estar sola para reflexionarlo. Mi bulimia era mi adicción; lastimarme era mi adicción".

Te puede interesar