Justin Bieber responde a las acusaciones de abuso sexual a una fan

CON PRUEBAS

Justin Bieber responde a las acusaciones de abuso sexual a una fan

El cantante ha desmentido las acusaciones a través de su cuenta de Twitter aportando diferentes imágenes que desmentirían la versión de los hechos.

Justin Bieber responde a las acusaciones de abuso sexual a una fan

Días atrás, una joven que se hacía llamar Danielle publicaba en su cuenta de Twitter un comunicado que encabezaba de la siguiente manera: "Mi nombre es Danielle. El 9 de marzo de 2014 fui abusada sexualmente por Justin Bieber". Tras esto, una serie de capturas de pantalla en las que relataba cómo había ocurrido todo. Según la presunta víctima, había conocido al cantante en una fiesta organizada por Scooter Braun, su representante y amigo, en Austin, Texas. Tras esta fiesta, Bieber la invitó a ella y a sus amigos a reunirse con él en el hotel Four Seasons. "Allí fui agredida sexualmente consentimiento", asegura. Por aquel entonces ella tenía 21 años y el cantante 20.

Estas palabras rápidamente empezaron a correr como la pólvora por la mencionada red social dando el salto a los medios internacionales en cuestión de horas. Ante tal revuelo, Justin Bieber decidió salir en su propia defensa de la misma forma que lo había hecho la presunta víctima, a través de Twitter. "Normalmente no abordo rumores sobre mí, ya que he lidiado con acusaciones aleatorias a lo largo de mi carrera, pero después de hablar con mi esposa [la modelo Hailey Baldwin] y mi equipo he decidido hablar sobre un tema esta noche", comenzaba diciendo. "El abuso sexual es algo que me tomo muy en serio. Quiero salir a hablar de inmediato, pero por todas las víctimas que sufren acoso a diario quería asegurarme de reunir todas las pruebas antes de hacer cualquier declaración".

Y eso hizo. "Esta historia no es cierta. De hecho, por ahora mostraré que nunca estuve en ese lugar", escribía Justin Bieber en otro tuit. Según el cantante, sí acudió a la fiesta de la que hablaba la joven y lo hizo en compañía de Selena Gomez, la que por aquel entonces era su pareja. Pero a partir de ahí nada más es cierto. "Hemos confirmado con el gerente del hotel Four Season que no estuve en su propiedad el 9 de marzo de 2014 e invito a los periodistas a investigar y preguntar a quienes consideren al respecto". La noche de los supuestos hechos, el cantante cuenta que la pasó en un AirBnb junto a su novia y unos amigos después de tener problemas para hacer una reserva en el hotel La Quinta.

"Cada acusación de abuso sexual debe ser tomada muy en serio"

A estas palabras le seguía una fotografía de una factura del hotel Westin en el que él mismo reconoce haberse hospedad los días 10 y 11 después de que Selena Gomez abandonase la ciudad por motivos de trabajo y antes que él hiciese lo propio para regresar a su casa. Tras esto, añadía a su coartada un tuit publicado por otra persona en el que asegura que había visto a Justin Bieber en el restaurante del Four Seasons la noche del día 10, pero no en el hotel como se estaba diciendo.

Tras aportar las pruebas que él considera más que necesarias, no quiso dejar pasar la oportunidad para aclarar su concienciación con la problemática de los abusos sexuales. "Cada acusación de abuso sexual debe ser tomada muy en serio y por eso mi respuesta era necesaria". Para terminar, dejaba claro que esto no se quedaría solo en un hilo de Twitter y que las acusaciones serían llevadas ante la justicia: "Esta historia no es verídica y por eso trabajaré con Twitter y con las autoridades correspondiente para tomar medidas legales". Por el momento, los tuits en los que la joven acusaba al cantante ya han sido eliminadas de la famosa red social.

Te puede interesar