Mar Segura engaña y aburre a sus invitados en 'Ven a cenar conmigo: Gourmet Edition'

LA LÍA

Mar Segura engaña y aburre a sus invitados en 'Ven a cenar conmigo: Gourmet Edition'

La concursante de 'Mira quien salta', que ha sido la cuarta anfitriona del programa, ha optado por la vía rápida para sorprender a los comensales.

Mar Segura engaña y aburre a sus invitados en 'Ven a cenar conmigo: Gourmet Edition'

'Ven a cenar conmigo' ha estrenado un nuevo programa de su cuarta edición en la que Nagore Robles, Ivonne Reyes, Ismael Beiro, Miguel Temprano y Mar Segura se juegan el prestigio de convertirse en el mejor anfitrión. Precisamente esta semana el turno ha sido de la empresaria andaluza, quien no ha dudado en preparar un menú que, desde luego, ha sorprendido a todos los invitados.

Si bien la que fuera concursante de 'Mira quien salta' siempre ha dado muestra de su espectacular elegancia y exquisitez, lo cierto es que su menú ha sido todo lo contrario: un salteado de verduras, unos huevos fritos con patatas y unas tradicionales torrijas. Precisamente y quizás para sacar algo de ventaja sobre el resto de sus compañeros, Mar Segura no ha dudado en hacer trampas con el postre.

Mar Sefura saca las torrijas preparadas de una fiambrera/Foto: MiteleMar Sefura saca las torrijas preparadas de una fiambrera/Foto: Mitele

Y es que mientras que las normas del programa advierten de que los anfitriones deben preparar cada uno de los platos, la andaluza se ha tomado un atajo y por ello solo ha tenido que hacer las torrijas a la mitad. Es decir, Segura ha recibido un paquete de un amigo suyo en el que el pan ya venía remojado en leche y, a falta de rebozar, el plato parecía listo para freír.

Sin embargo, parece que la jugada no le ha salido demasiado bien a la empresaria porque aunque invitados como Miguel Temprano o Ivonne Reyes han dicho estar encantados con el plato, a Segura se le había olvidado pasarlas por el huevo, un detalle que no ha pasado desapercibido para los comensales.

Aburre a sus invitados

Ahora bien, las trampas con el postre no han sido lo único destacado de la noche, ya que sus invitados no han podido evitar caer dormidos en mitad de la velada. Y es que la de Almería ha tardado mucho tiempo en servir el plato principal, tal y como ella misma ha confesado: "Ha habido un momento que los invitados se han agobiado por la espera". Sin embargo, parece que esta mereció la pena porque el esperado plato se llevó una de las mejores valoraciones por parte de los comensales.

Te puede interesar