Blanca Suárez y Rubén Cortada ya graban 'Lo que escondían sus ojos' de Nieves Herrero

SE RUEDA

Blanca Suárez y Rubén Cortada ya graban 'Lo que escondían sus ojos' de Nieves Herrero

Los actores ruedan la adaptación a la televisión de la ficción histórica que cuenta la relación prohibida de Serrano Suñer, Ministro de Asuntos Exteriores del régimen franquista, con la Marquesa de Llanzol.

Blanca Suárez grabando 'Lo que escondían sus ojos' en MadridBlanca Suárez grabando 'Lo que escondían sus ojos' en Madrid

Hace días que se graba en Madrid la adaptación a la pequeña de la novela de Nieves Herrera 'Lo que escondían sus ojos', protagonizada por Blanca Suárez y Rubén Cortada. Ambos vivirán una apasionada historia de amor, que será todo un escándalo en la España de los años 40, pues él es nada menos que el cuñado de Francisco Franco, Serrano Suñer, y esta relación no será bien vista por los seguidores del Caudillo.

La actriz conquistará el actor del cubano y lo hará derrochando sus armas de mujer, así como su gran elegancia, algo que ha podido corrobarse durante una jornada de grabación en la que Blanca Suárez lucía un espectacular sombrero de plumas y un abrigo de piel sobre un vestido rojo, mismo color de sus zapatos de salón y de sus labios.

A la intérprete se le ha visto radiante y quizá mucha culpa de eso la tenga Joel Bosqued, con el que mantiene un romance desde el pasado mes de septiembre. Un amor que cada vez está más consolidado y que ya no esconden.

Rubén Cortada grabando 'Lo que escondían sus ojos' en MadridRubén Cortada grabando 'Lo que escondían sus ojos' en Madrid

Por su parte, Rubén Cortada se mostró muy serio con su uniforme militar saliendo de un portal del que también salió después la actriz, que da vida a su amante Sonsoles de Icaza, Marquesa de Llanzol y casada con el Marqués de Llanzol.

Así es 'Lo que escondían sus ojos' de Nieves Herrero

Así se presenta 'Lo que escondían sus ojos', una ficción histórica que cuenta la relación prohibida de Serrano Suñer, Ministro de Asuntos Exteriores del régimen franquista, con la Marquesa de Llanzol. Esta apasionada historia de amor que se convirtió en un escándalo en los círculos sociales más exclusivos de la sociedad y no llegó a trascender a la opinión pública ni tampoco el hecho de que tuvieron una niña, Carmen Díez de Rivera, que nunca fue reconocida por Suñer, pero que le costó su carrera en el Gobierno.

Te puede interesar