María Patiño mira el móvil mientras Ricardo Rodríguez Olivares juega con su perra

María Patiño, la periodista con garra