María Patiño con mascarilla en Madrid

María Patiño, la periodista con garra