5 aspectos que hicieron de 'Farmacia de Guardia' una de las series de culto de España

MEJORES MOMENTOS

5 aspectos que hicieron de 'Farmacia de Guardia' una de las series de culto de España

Inolvidables fue su cabecera, con una sintonía pegadiza, cómo crecieron los pequeños de la serie o los invitados que pasaron.

5 aspectos que hicieron de 'Farmacia de Guardia' una de las series de culto de España

El 19 de septiembre de 1991 los espectadores darían la bienvenida, casi sin darse cuenta, a una de las familias de la televisión española. Gracias a 'Farmacia de guardia' la ficción española logró tomar un gran impulso y conquistar al público con un humor muy cercano. Esa farmacia se convirtió durante más de 160 capítulos en un hogar para muchos que lo tomaron como referencia de entretenimiento.

Concha Cuetos y Carlos Larrañaga encabezaron el plantel principal que cerraban los pequeños, por aquel entonces, de la casa: Julián González, Miguel Ángel Garzón y Alicia Rozas. Aunque pareciera algo estático, lo cierto es que el 28 de diciembre de 1995 puso un punto y seguido a su aventura.

La historia, de hecho, tuvo una pequeña continuación en forma de película para televisión años más tarde, con todas las tramas giradas. En Bekia resaltamos 5 aspectos o momentos que hicieron a esta serie llegar a lo más alto.

[cimg] Cabecera de la serie 'Farmacia de guardia' en Antena 3 [/cimg]

1 Un comienzo para recordar

Es habitual que las ficciones tengan en su comienzo una sintonía característica que les diferencia de las demás. Una canción que consiga meterse en la cabeza del espectador y que así cada vez que la escuche lo relacione.

'Farmacia de guardia', de hecho, es una de ellas. Es muy difícil no recordar los acordes tan famosos que daban la bienvenida a la farmacia. Pero la melodía no salía sobre un fondo negro, sino que iba acompañada de unos carteles muy coloridos que daban paso a los nombres de los actores.

El creador de tal obra fue el músico Bernardo Bonezzi, pieza fundamental del proyecto. El destino quiso ligarlo, además, al actor Carlos Larrañaga, protagonista de la ficción, ya que ambos murieron el mismo día, en agosto de 2012.

[cimg] Así recogió Antena 3 las mejores tomas falsas de la mítica serie [/cimg]

2El humor por bandera hasta en las tomas falsas

En muchas ocasiones se puede llegar a pensar que el humor en este tipo de series es cuestión del guion y que solo se queda en palabras. Con el paso de los años, y de muchas horas de grabación, demostraron ser una gran familia. Con tantos capítulos a sus espaldas las tomas falsas parecían haberse acumulado y llegaron en forma de video.

El humor parecía entonces traspasar la pequeña pantalla y proyectar en el espectador la sensación de cercanía que tan necesaria es para que triunfe. Demostrar que hay realidad entre tanta ficción supuso en su momento un punto a favor. Al final, parecía que comenzaba a asimilarse que acercarse al público y reírse de uno mismo funciona.

[cimg] Los tres protagonistas jóvenes de 'Farmacia de Guardia' analizan cómo fue el rodaje [/cimg]

3 El elenco juvenil no desentonaba

Vale que la trama se centre en la vida en familia, y vale también que al estar enfocada en un barrio los pequeños tengan protagonismo, pero no siempre esto funciona. En este caso, la decisión fue de lo más acertado y permitió a los espectadores crecer conforme lo hacían las tramas y sus protagonistas más jóvenes. Aquí, además, la picaresca que demostraban tener por pequeños y adolescentes ayudaba mucho a las tramas generales y le aportaban un toque extra de diversión que siempre se agradece.

Gran parte del público llegó a sentir como de su propia familia a Guille, a Kike y posteriormente a Fanny. Ver cómo han evolucionado sus carreras, o cómo han crecido, puede generar aún más expectación tras el punto y final definitivo. De hecho, fue algo con lo que ya contó Antena 3 en su 25 aniversario invitándolos a los tres a rememorar los viejos tiempos.

[cimg] Así fue 'La última guardia', la película que Antena 3 emitió como reencuentro [/cimg]

4Una historia sin fin

En 2010 los espectadores pudieron disfrutar de la que se denomino como 'La última guardia'. El haber terminado de manera amistosa y correcta, cuando debería, hizo que la historia no se resintiera y pudiera ser retomada en otro punto temporal cuando se considerase oportuno, y así fue.

En esta ocasión vemos a una familia totalmente diferente, con un divorcio de por medio, un hijo ecologista, otro político... Nadie se quiso perder este reencuentro, incluida la música, que estuvo representada por La Oreja de Van Gogh.

En una cena muy particular en la farmacia como broche de oro los espectadores pudieron sorprenderse con noticias como que Fanny tenía novia y que la farmacia podría pasar al olvido si terminaban con el edificio en el que se encontraba. Aunque tuvo menos audiencia que el apoteósico final, consiguió un nada despreciable 16% de cuota de pantalla.

[cimg] Lola Flores y Lolita en uno de los capítulos de 'Farmacia de guardia' [/cimg]

5 Invitados de lujo que aportan

Otro de los puntos fuertes de una ficción duradera pueden ser los invitados especiales, y esta la tenía. La farmacia, de hecho, propicia que fuera muy sencillo que cualquiera apareciera como cliente y sorprendiera a los espectadores. Y de esta forma tan sutil se pudo ver, entre otros, a Amparo Baró, Mercedes Milá, Pepe Navarro, Pepe Viyuela o Las Virtudes.

Entre las apariciones estelares destacaron la de Emilio Aragón, que continuó dando vida al doctor que interpretaba en 'Médico de familia' y logró integrarse como episódico en la trama, y a Lola Flores y su hija Lolita. La simpatía y la energía que ambas transmitían llenaron la farmacia de luz, color y mucha música.

Te puede interesar