Pamela Rodríguez: "Tenía a mi pareja atormentada, lo veía como un trozo de carne, todo el día quería sexo"

ENTREVISTA BEKIA

Pamela Rodríguez: "Tenía a mi pareja atormentada, lo veía como un trozo de carne, todo el día quería sexo"

Pamela Rodríguez presenta su primer libro autobiográfico 'Desmadre', toda una visión transgresora y realista de la maternidad de hoy en día.

Pamela Rodríguez: "Tenía a mi pareja atormentada, lo veía como un trozo de carne, todo el día quería sexo"

Pamela Rodríguez es una empresaria y cantante peruana, dos veces nominada al Grammy Latino, residente en La Coruña. Pamela presenta su primer libro 'Desmadre' donde relata de forma biográfica la vida de Camila (Pamela Rodríguez), una mujer divorciada y madre de una niña de 8 años que decide abrirse una cuenta en Tinder y termina enamorándose de un empresario de La Coruña. Apenas unas semanas después de conocerse en persona, Camila se embarcará en un inesperado proyecto con su hombre de Tinder ¡Serán padres!. De todo ellos nos habla en esta entrevista.

Bekia: En el libro 'Desmadre' hablas de que sufriste un aborto, proceso que afrontaste sola y, que nadie comprendió tus sentimientos por tener ya una hija de 6 meses ¿Cómo afrontaste ese sentimiento de duelo? ¿Cómo compaginaste la maternidad con la pérdida de un hijo?

Pamela Rodríguez: Fue una situación muy dura de aceptar, al verme ya con una bebé en brazos de seis meses y ya iba a por otro. Con cuatro meses perdí al bebé nuevo y yo creo que lo que se dice de perder es algo normal, se equivocan. En la perdida de un bebé hay luto, hay una renuncia. Yo si quería ser de nuevo mamá, aunque me agarró de sorpresa, pero era algo que quería y tuve que renunciar a ello, eso por el lado más emocional. Pero también hubo un tema físico brutal, estar tranquila caminando y tener un charco enorme de sangre a tus pies. Es muy impactante. Que muchas pasemos por esto no lo hace más llevadero, es complejo y triste.

Pamela Rodríguez presenta su primera novel autobiográfica 'Desmadre'Pamela Rodríguez presenta su primera novel autobiográfica 'Desmadre'

B: Para salir del pozo Camila se refugió es su trabajo, llegando a viajar de manera intermitente durante dos años. En ese tiempo se curó por dentro, pero lo hizo creando una realidad paralela que no la representaba y que provocó un distanciamiento con su hija. ¿Cómo afrontó el golpe y el rechazo de su hija al considerarla una extraña?

P.R.: Para mí llegó un momento en el que pensé que lo había echado todo a perder, pues había priorizado tanto mi individualidad que de pronto pensé que no habría retorno. En definitiva la maternidad con mi primera hija, me resultó más conflictiva de alguna manera yo sentía que tenía que elegir entre ser yo y ser mamá. Y no había conseguido hasta ese momento, en el cual dije 'oye, no me estoy yendo de un extremo al otro'. Y claro, fue muy difícil no conocer lo que le gustaba a mi hija. Claramente, yo había perdido la conexión. Para mí fue como sentir una culpa tan grande que tuve que buscar ayuda para ver como me reconectaba. Afortunadamente, reconocí que necesitaba ayuda.

B: Mucha gente se avergüenza y le cuesta reconocer que su actual pareja viene de Tinder ¿Qué les dirías a esas personas?

P.R.: Qué más da dónde conociste a la persona. Ahora lo más gracioso es que más allá la gente tiene Tinder para una noche. Imagínate yo, mi familia limeña superconservadora y yo no solo me meto a Tinder, soy una mujer divorciada con una hija en Tinder, que se queda preñada a los 20 días de conocer a la persona. Si eso no es un desmadre, ¿qué es un desmadre entonces?

'Desmadre' salió a la vente el 4 de noviembre de 2021'Desmadre' salió a la vente el 4 de noviembre de 2021

B: La gente calificó el embarazo de Camila, como un desliz, como un marrón. ¿Consideras que a la gente le cuesta abrir su mentalidad sobre la maternidad inesperada, pero esperada?

P.R.:Claro, mi hija no fue esperada pero sí deseada. Son cosas muy distintas, perfectamente he podido ir e interrumpir el embarazo sin ningún problema. Pero se dio, nos gustábamos como seres humanos y yo quería volver a ser mamá.

B: Deseo sexual en el embarazo. Al principio del tuyo relatas que tu deseo sexual se multiplicó, pero que a medida que paso el tiempo iba desapareciendo. ¿Crees que llegó a afectar su relación?

P.R.: Bueno tenía a mi pareja atormentada, lo veía como un trozo de carne. Realmente lo objetivé durante la primera fase del embarazo. Todo el día quería sexo. Y de pronto se acabó y, con la lactancia el nivel libido estaba a menos cero. Pero poco a poco fue volviendo y menos mal.

B: ¿La relación de Camila y Juan se vio afectada por el embarazo? ¿Tuvisteis miedo de no volver a ser los de antes después de ser padres?

P.R.: Es que realmente como no nos conocíamos ¿qué era lo de antes? Nosotros hemos construido la relación, hemos tenido que pasar el embarazo, el posparto y al mismo tiempo de criar hemos ido construyendo nuestra relación. Ni nos conocíamos, hemos tenido simplemente la intención de hacernos bien, de navegar los momentos más complicados porque claramente los hijos a cualquier pareja le cambia la vida. El hijo es un nuevo terreno de negociación diaria, negocias lo más cotidiano. Si tu pareja le da de comer yogur de merienda y tú eres vegana va a haber un problema.

Pamela Rodríguez: Pamela Rodríguez: "Tenía a mi pareja atormentada, lo veía como un trozo de carne, todo el día quería sexo"

B: ¿Camila temió el rechazo de Lara por la noticia de su embarazo?

P.R.: No, la verdad es que con ella la cosa fue tan bonita. No sé, dentro de todo creo que los niños no tiene los prejuicios que tenemos los adultos están muy frescos y con todas las ideas por formarse. Ella siempre ha visto mi compromiso absoluto con su bienestar.

B: ¿Cómo se afronta una paternidad a distancia? En el libro relatas que Juan está presente en todos los momentos, pero cuando vuelve a España ¿no le daba miedo a Camila afrontar un proceso tan importante en su vida con una persona a miles de kilómetros?

P.R.: No. En realidad la cercanía no la determina, hoy en día que tenemos tantas maneras de concertar, la distancia física. Para mí fue bonito, me dio tiempo a integrar a las hermanas, me dio tiempo de muchas cosas, de estar sola, de escribir el libro. Y creo que fue muy sano para nosotros no tener que ser de un día para otros padres y pareja. Obviamente, le echaba de menos pero me pareció que era una buena manera de empezar a construir.

B: ¿Consideras que la evolución en la medicina se ha quedado estancada? Las pruebas a las que son sometidas las mujeres son en ocasiones más dolorosas que las prácticas en hombres, ¿crees qué la medicina se ha centrado solamente en beneficiar a unos y no a todos?

P.R.: Mira, desde el momento que para ir a vernos nuestro aparato reproductor femenino tengamos que llegar a un consultorio donde, en la mayoría son ginecólogos, y que tú tengas que abrirte de piernas para que te metan una cosa medio fálica ¿no puede ser distinto? ¿Por qué tiene que ser así? Los hombres no tienen nada que decir al respecto a lo que es ser mujer y que se ubiquen ¿no?

'Desmadre' la visión más transgresora y realista de la maternidad'Desmadre' la visión más transgresora y realista de la maternidad

B: En el libro cuentas que Camila sufrió violencia obstétrica durante su primera cesárea y, que durante su segundo embarazo fue algo que la incomodó bastante y no se sintió confiada con el equipo médico. ¿Crees que se debería dar más visibilidad a estos casos y denunciarlos?

P.R.: Claro, yo la verdad es que considero absolutamente traumática mi primera cesárea. Y yo creo que hay que denunciarlo, claro, por supuesto deberíamos denunciar. Porque la experiencia de tener un hijo no debe ser traumática. A mí me amarraron los brazos y las piernas, me raparon el vello púbico y sobre todo lo peor fue tener un doctor hablando del auto que se va a comprar. Claro, a mí me agarró con 25 años y fue muy distinto con mi segundo embarazo.

B: La depresión posparto es muy común. La gente lo achaca a que la madre no sabe controlar la situación y que le cuesta adaptarse a esa nueva vida, pero es mucho más serio e importante de lo que se cree. ¿Qué opinas de ello?

P.R.: A mí me gustaría que todas aquellas personas que lo normalizan sean sometidas a lo que tiene que ser sometida una mamá los primeros meses.

B: Mucha gente sigue opinando que la mujer cuando se convierte en madre anula por completo su rol de mujer para dedicarse en cuerpo y alma a su hijo. ¿Qué opinas de esta idea tan arcaica?

P.R.: Lo que puedo es hablar de mi experiencia. Yo tengo una mamá muy tradicional, ella que es una defensora del heteropatriacado lo defiende. Mi mamá me quiere pero para ella fue muy chocante la publicación de 'Desmadre' y dice que ella va a escribir un libro que se llamará 'Reconcha tu madre'. Tenemos muy buena relación, pero estamos llevando estas diferencias, porque ella es una mujer del sistema machista y yo soy una mujer feminista. Yo soy una madre feminista y ella una madre machista, pero nunca nos hemos peleado.

Pamela Rodríguez: Pamela Rodríguez: "El tema de la familia tradicional está obsoleto"

B: ¿Crees que la gente tendría que comprender que existen más formas de familia que la tradicional?

P.R.: Si el modelo de familia tradicional hubiera sido un modelo exitoso abogaría por él a muerte, pero solo he visto fracasos. Creo que ya son otros tiempos, o sea yo creo en las estructuras de soporte y de amor para mí eso es una familia, no lo veo necesariamente como un árbol genealógico. No solo te une la genealogía. Se debe buscar el desarrollo personal de todos, estamos aquí porque vamos a formar un equipo, porque vamos a ser más fuertes. Vamos a tejer una red de soporte, que importa si son dos hombres, tres hombres, dos mujeres ¿cuál es el problema? El tema de familia tradicional está obsoleto, porque ya no esta ni funcionando la pareja.

B: ¿Mario Vargas Llosa ha llegado a leer 'Desmadre'?

P.R.: No, pero se lo voy a mandar.

B: ¿Cómo es tu relación ahora con Mario Vargas Llosa?

P.R.: Le tengo mucho cariño, es un genio.

Te puede interesar