Karlos Arguiñano recuerda la humillación que sufrió el Rey Juan Carlos en el Circuito de Jerez

MOMENTO INCÓMODO

Karlos Arguiñano recuerda la humillación que sufrió el Rey Juan Carlos en el Circuito de Jerez

El cocinero se cruzó con él en el Circuito de Jerez, donde tras una corta charla fue testigo de un incómodo momento.

Karlos Arguiñano recuerda la humillación que sufrió el Rey Juan Carlos en el Circuito de Jerez

El Rey Juan Carlos ha lamentado en privado que los menores de 40 años le vayan a recordar por "el de Corinna, el del elefante y el del maletín". Habrá algunos que sí y otros que no, pero lo cierto es que la cacería de elefantes de Botsuana en 2012 fue un tremendo escándalo que nadie podrá olvidar.

El Rey Juan Carlos, preocupado en el Circuito de Jerez de MotoGPEl Rey Juan Carlos, preocupado en el Circuito de Jerez de MotoGP

En relación a aquel desafortunado safari hay una anécdota que ocurrió en un encuentro que mantuvieron el Rey Juan Carlos y Karlos Arguiñano y que ha sido desvelado por el cocinero en 'Liarla Pardo', donde concedió una entrevista.

Un momento incómodo

Sucedió en el Circuito de Jerez, al que el vasco había acudido porque tenía equipo, mientras que Juan Carlos de Borbón asistió porque desde su abdicación solía desplazarse a este tipo de competiciones: "Fue hace 3 o 4 años y tenía equipo en el Mundial de Motociclismo", comenzó el cocinero televisivo.

Karlos Arguiñano en la clausura del FesTVal de Vitoria 2013Karlos Arguiñano en la clausura del FesTVal de Vitoria 2013

"Iba con mi moto y me pararon para que saludase al Rey Emérito. Nos dimos la mano y me dijo: '¡Hombre! En tu casa no he estado nunca'. Le dije que ahora que estaba más libre, podía pasar cuando quisiera". Hasta ahí, todo normal.

Sin embargo, la conversación se paró cuando alguien de la grada se dio cuenta de que estaba allí el Rey Juan Carlos, lo que provocó que todos los allí presentes, que se cifra en unas 20.000 personas, empezaron a cantar a la vez: 'Un elefante se balanceaba'. El momento fue tan incómodo para ambos y humillante para el Rey Juan Carlos, que Arguiñano optó por marcharse: "Dije: 'bueno agur'. Y me fui con la moto". A Arguiñano no se le ha olvidado ese momento, y seguro que al Rey Juan Carlos, tampoco.

Te puede interesar