Olivia Palermo: de niña pija del Upper East Side a it girl del momento

30 AÑOS

Olivia Palermo: de niña pija del Upper East Side a it girl del momento

Olivia Palermo cumple 30 años. Ha sido definida como la it girl por excelencia en el último lustro, pero ¿quién es Olivia Palermo? y, sobre todo, ¿cómo ha llegado tan alto?

Olivia Palermo en el desfile de Valentino en la Semana de la Alta Costura de París primavera/verano 2016Olivia Palermo en el desfile de Valentino en la Semana de la Alta Costura de París primavera/verano 2016

La fama es una condición con la que se nace o que puede serle otorgada a alguien de manera fortuita o con mucho esfuerzo. En el caso de Olivia Palermo, la fama sería una mezcla de todo esto. Ella es conocida como it girl por sus acertadísimos y copiados looks, además de por su condición de socialité, porque no falta a una fiesta de la alta sociedad neoyorquina. Pero ¿cómo empezó a ser conocida Olivia Palermo?

Serena van der Palermo

Olivia Palermo era una niña pija del Upper East Side de Nueva York, una especie de Serena van der Woodsen en 'Gossip Girl'. Proviene de una familia adinerada que le permitió acceder en los mejores lugares: estudió en la St. Luke's School de Greenwich, Connecticut y luego en la Escuela de Arte y Diseño Parsons de París.

Después de esto, Olivia Palermo debutó en la alta sociedad neoyorquina cuando el fotógrafo Patrick McMullan se fijó en ella y se sacó unas cuantas fotografías. Creyó en ella como modelo y las fotografías que hizo de ella tuvieron bastante aceptación. Por aquellos años, Palermo estaba haciendo prácticas en la revista norteamericana Quest.

Olivia Palermo en los Premios Prix de la Moda de Marie Claire 2012Olivia Palermo en los Premios Prix de la Moda de Marie Claire 2012

La vie en rose

A partir de ahí, empezó a aparecer en muchísimas revistas de moda. En 2007 apareció en la portada del New York Magazine, que la calificó como la it-girl de Nueva York y en 2009 fichó por una agencia de modelos. En 2010 ya era bastante conocida en Nueva York, pero se lanzó como celebrity internacional al aparecer en un reality de la MTV llamado 'The City', un spin-off de otra serie de la MTV, 'The Hills', en el que se sigue la vida de Whitney Port, una chica que se muda a Nueva York para trabajar con la diseñadora de moda Diane von Fürstenberg y cuya rival es Olivia Palermo.

Paulatinamente, aunque la protagonista fuera Whitney Port, Olivia Palermo fue adquiriendo más protagonismo en el programa y más fama en Estados Unidos. De hecho, Olivia Palermo llegó a ganar hasta 12 mil dólares por cada episodio en el que aparecía. Desde entonces es un rostro muy recurrente en las portadas de las revistas de moda. Ha aparecido en las revistas más importantes como Vogue, Harper's Bazaar, Elle, Marie Claire, InStyle, Glamour o Telva.

La fama cuesta, pero se puede pagar

La vida de Olivia no se ha caracterizado por ser precisamente dura. De hecho, su madre es Lyn Hutchings, socia de la firma de diseño de interiores Hutchings-Lylesu y su padre es Douglas Palermo, un promotor inmobiliario de origen italoamericano conocido por su enorme fortuna. Dicen que el dinero todo lo puede comprar, incluso el silencio, aunque el boca a boca juegue malas pasadas.

Entre los blogs más influyentes de Nueva York, se extendió una versión muy distinta a la que Olivia Palermo mostraba. Se habla de ella como una chica obsesionada con el éxito y la fama e incluso se atrevían a decir que perseguía a las celebrities para que le invitaran a una fiesta. Lo que en inglés es conocido como una "social climber", vamos, una trepadora.

Olivia Palermo, Valentino y Nati Abascal en la Semana de la Alta Costura de París otoño/invierno 2013/2014Olivia Palermo, Valentino y Nati Abascal en la Semana de la Alta Costura de París otoño/invierno 2013/2014

Se cuenta que en el mundillo de la clase alta de Nueva York comenzaron a dejarla de lado. Dicen que la razón de ese vacío radicó en la página web SocialitéRank, donde aparecían todos los cotilleos de la clase alta de Nueva York. Allí se negaron a integrar a Olivia Palermo entre las socialités, incluso la web publicó un mail que dejaba bastante mal a Olivia Palermo: ésta desvelaba en el correo la cantidad de dinero que se gastaba al mes en depilación y ropa, que era una barbaridad.

Olivia reaccionó de una forma un tanto naif, pidiéndole a su padre que denunciase a la web SocialitéRank. Douglas Palermo, contrató a uno de los abogados más prestigiosos de Nueva York, llamado Cyrus Vance jr., quien destrozó a SocialitéRank y la página tuvo que cerrar. Pero no es oro todo lo que reluce, porque poco después el padre de Olivia Palermo fue condenado por un impago de 2'75 millones de dólares a sus acreedores y por falsear facturas.

Olivia Palermo y Johannes Huebl, ambos de blanco para celebrar su bodaOlivia Palermo y Johannes Huebl, ambos de blanco para celebrar su boda

Palermo, la nueva princesa de Disney

Lo que Olivia Palermo toca, se convierte en oro. Todo lo que se pone, se agota en cuestión de días u horas. Si va a un evento, éste se convierte en la fiesta más excelente. Es una de las mujeres más imitadas en los últimos cinco años y, por si fuera poco, su pareja también es una de las más deseadas.

Ni Brangelina, ni Victoria y David Beckham, la pareja que se lleva la palma son Olivia Palermo y su marido, el modelo alemán Johannes Huebl. Él no era famoso hasta que empezó a salir con Palermo en 2008. Más que una pareja se han convertido en un producto perfecto para que las marcas aumenten sus ventas. De hecho, hasta la marca española Mango ha contado con ellos para la promoción de su ropa. También han sido imagen para marcas como OTTO y Hogan.

Lo hacen todo prácticamente juntos, o eso dan a entender en sus redes sociales. Incluso Johannes Huebl aparece en la web de Olivia Palermo como jefe de área y socio ejecutivo, además, es quien le hace muchas de las fotos que sube. Quieren ser la pareja perfecta y, para mantener su status Johannes sube cada domingo a su Instagram fotografías de él junto a Olivia Palermo en situación muy cariñosa. Como si de felicitaciones de Navidad se tratara inundan su Instagram y reciben miles de likes.

Hasta su boda fue misteriosa pero de cuento de hadas. Olivia Palermo y Johannes Huebl convirtieron en marido y mujer en una ceremonia secreta en el parque Bedford, en Nueva York. Como anécdota, sus zapatos de novia fueron diseñados por Manolo Blahnik. El modelo que usó, el 'Hangisi', era el de los mismos zapatos con los que Mr. Big pidió matrimonio a Carrie Bradshaw en 'Sexo en Nueva York'. Además, ambos fueron de blanco impoluto para pasar por el altar. Más perfecto imposible.

Te puede interesar