Los gemelos Matamoros: unidos por la sangre y separados por la televisión

HERMANÍSIMOS

Los gemelos Matamoros: unidos por la sangre y separados por la televisión

Aunque ahora el apellido Matamoros recae más en la nueva saga de hermanos, este vivió muchos años popularizado por estos dos gemelos, dos titanes televisivos enfrentados hasta la muerte.

Los gemelos Matamoros: unidos por la sangre y separados por la televisión

Antes de que las gemelas Olsen irrumpieran en la televisión, hubo una pareja de gemelos que acaparaba todas las miradas, los hermanos Matamoros: José Antonio y Francisco, más conocidos como Coto y Kiko Matamoros. Estos dos gemelos nacieron en el seno de una familia de clase acomodada y desde pequeños recibieron una educación católica y conservadora. De hecho, según declaraciones de Coto, sus nombres fueron puestos en honor de José Antonio Primo de Rivera y Francisco Franco.

Kiko habla de una infancia de lo más normal, aunque Coto la recuerda con diferencia. Según este, él era un joven bastante problemático y eso le creó varios conflictos con su padre, no así con su madre, a la que rememora con mucho cariño. Aunque difieran en ciertos recuerdos, los hermanos siempre estuvieron muy unidos, hasta que una terrible bronca separara sus vidas y sus destinos, siendo ahora dos completos desconocidos el uno para el otro. Así son y así se llevan los hermanísimos Matamoros.

Kiko Matamoros

Francisco Matamoros Hernández, alias Kiko, es el hermano que más reconocimiento tiene actualmente. No obstante, sus primeros años dentro del mundo profesional fueron más comedidos que los de su hermano. Comenzó su relación con el panorama televisivo trabajando como modelo publicitatario. Más tarde se decantó por la representación de famosos, teniendo en su cartera de clientes a nombres tan importantes como el de Carmen Ordóñez, a quien le unía un tremendo cariño, y Mar Flores, con la que comprobó de primera mano que todas las flores tienen espinas. Sin embargo, si bien una flor tiene espinas, también tiene su parte positiva, y así lo vivió Kiko, ya que gracias a sus enfrentamientos públicos con Mar Flores dio el salto definitivo a la televisión, debutando como colaborador oficial en 'Salsa Rosa'. Después vinieron otras grandes ofertas, como participar en 'Gran Hermano Vip', edición que abandonó a las dos semanas de entrar, y su contrato con otros programas de Telecinco, siendo el más destacado 'Salvame'.

Kiko Matamoros y Makoke en la plaza de toros de BenidormKiko Matamoros y Makoke en la plaza de toros de Benidorm

De la vida profesional de Kiko podemos añadir que es polifácetica. El colaborador también tiene base de derecho, ya que inició la carrera en la Universidad Complutense de Madrid, y también domina la interpretación, pues hemos podido verle actuando en películas como 'Torrente 4: Lethal Crisis'.

Lo que sí es de película es su vida personal. Antes nos hemos referido a unos enfrentamientos públicos con Mar Flores, pues bien estos derivaron de separación entre el colaborador y la hermana de esta, Marian, con la que estuvo casado 14 años y tuvo cuatro hijos: Lucía, Diego, Laura e Irene. Aunque parecían una pareja consolidada, Kiko encontró el amor en Makoke, con la que mantiene una relación desde entonces. Esto no sentó nada bien a su antigua representada, Mar, desantándose toda una batalla campal. Batalla, que ha vivido una réplica hace poco, ya que sus dos de sus hijos, Diego y Laura, arremetieron duramente contra él y su actual pareja, acusando a esta de tener a su padre absorbido y manipulado.

Parece que ahora las aguas se han tranquilizado, así que ojalá no se desate un tsunami, aunque a punto estuvo de provocarlo Coto, que decidió reaparecer, después de varios años alejado de las cámaras, para meter caña contra su hermano, al que describió como un 'psicópata'. Lo normal en una relación de hermanos, vaya.

Coto Matamoros

A pesar de que Coto Matamoros vive en el más puro ostracismo televisivo llegó a ser toda una estrella de televisión, sobre todo en su participación como colaborador de 'Crónicas Marcianas', programa presentado por Javier Sardá. En este show, Coto era conocido como el azote de los famosos, ya que lanzanba comentarios irrisórios y cargados de ironía durante las entrevistas. Más tarde, colaboraría en 'Las mañanas de Antena 3' junto a Teresa Campos, donde se le pudo ver un registro completamente diferente del colaborador, ya que la franja horaria y el clima del programa requerían de otra actitud.

Conexión con Coto Matamoros durante su huida a TailandiaConexión con Coto Matamoros durante su huida a Tailandia

Si en televisión era un azote, en su vida personal ha sido una vestisca. Ha estado casado cinco veces y ha tenido cinco hijos. Una denuncia por incumplimiento de manutención le obligó a entrar en la cárcel, aunque ya había pasado por esta experiencia en dos ocasiones, una de joven y otra poco antes de eso, cuando fue interceptado en el aeropuerto de Barajas.

Uno de los momentos más conocidos de su vida fue su fuga a Tailandia para evitar esta última pena de cárcel. Desde este país realizó varias conexiones televisivas, donde llegó incluso a amenazar con suicidarse. Además, durante estas se comprobó el cambio de look que se había realizado, pues apareció con un tatuaje maorí en la cabeza. Actualmente vive en República Dominicana y escribe una columna en un periódico local.

La relación entre ellos

Partiendo de la base de que Coto piensa que su hermano Kiko es un psicópata, se puede vaticinar que muy buena no es. La relación entre los hermanos se dinamitó por completo en el momento en el Coto se sentó en el plató de 'Salvame Deluxe' para hablar sobre la mujer de su hermano, Makoke. Entre otras perlitas, Coto soltó: "Una noche Makoke me propuso que la violara". Lógicamente, Kiko no pudo aguantar tales insultos e irrumpió en plató, desatándose una recreación de San quintín.

Las últimas apariciones mediáticas de Coto han desatado la furia de su hermano KikoLas últimas apariciones mediáticas de Coto han desatado la furia de su hermano Kiko

Años más tarde, Coto volvía a arremeter contra su hermano utilizando el contexto de división familiar que vivía este con sus hijos, saliendo en defensa de estos últimos. Entre otras cosas Coto afirmaba comprender completamente el rencor que sentían estos hacia su padre: "Entiendo el rencor de Laura. Han sido unos niños que han acompañado a su madre a Cáritas mientras el otro estaba veraneando en Marbella". "Makoke no les ha querido nuncia. Por ellos no ha hecho absolutamente nada, ni porque su padre hiciera nada. Pero de todas maneras la culpa es de él".

Si alguien es capaz de defender que entre los gemelos existe un vínculo irrompible que eche un vistazo a la relación de estos dos hermanos. Aunque bueno, pensándolo bien, podrían ser la excepción que confirma la regla.

Te puede interesar