Rodri Fuertes llevando a casa a Adara tras salir del hospital