Eva Longoria y José Antonio Bastón a su llegada al aeropuerto de Los Ángeles

Eva Longoria, la 'mujer desesperada'