Dani Mateo saliendo del juzgado