La Princesa Letizia montada en un triciclo y perseguida por su sobrina Carla