Lady Di echando a correr para huir de los fotógrafos