Un espontáneo intenta atacar a Beyoncé y Jay-Z durante su concierto en Atlanta

SIN CONSECUENCIAS

Un espontáneo intenta atacar a Beyoncé y Jay-Z durante su concierto en Atlanta

Saltando desde el público un hombre consiguió subir al escenario y llegar hasta la entrada del backstage unos segundos después de que lo hiciese la pareja de cantantes.

Un espontáneo intenta atacar a Beyoncé y Jay-Z durante su concierto en Atlanta

Beyoncé y Jay-Z, los Carter, se encuentran actualmente en ruta por Estados Unidos como parte de su gira 'On the Run II'. Acostumbrados a subirse a muchos escenarios seguramente lo que menos se esperaban es que en cuestión de segundos uno de sus conciertos se convirtiese algo inseguro. Al término de su primer concierto en la ciudad de Atlanta el domingo 26 de agosto un espontáneo en estado ebrio consiguió subirse al escenario y llega a escasos metros de los cantantes cuando estaban entrando en el backstage.

Gracias a varios vídeos compartidos por los asistentes esa noche al estadio Mercedes-Benz de la ciudad el joven consiguió saltar desde el público, subir por unas escalera del frontal y cruzar el escenario. En un comienzo los bailarines se percatan de su presencia pero no reaccionan hasta que echa a correr hacia la puerta donde pudieron frenarlo antes de conseguir entrar entre bambalinas.

Tras el concierto el equipo de producción de la gira hizo público un comunicado en el que informaron de lo ocurrido: "Estamos felices de poder confirmar que no hubo heridos en el incidente y el señor y la señora Carter han decidido no presentar cargos en contra del individuo", y añadieron: "En ese momento evacuamos ordenadamente a todo el equipo del escenario para poder controlar la situación de manera segura".

Cuestionan la falta de seguridad en el concierto

También quisieron agradecer al equipo de seguridad "que detuvieron al individuo" y al cuerpo de baile que actuaron en cuanto fueron conscientes del peligro de la situación. Sin embargo muchos de los allí presentes pusieron en duda la solvencia del equipo de seguridad que había en el concierto alegando que el fan no tuvo ninguna dificultad a la hora de llegar hasta el escenario y que en lugar por donde accedió, que era el propio frontal, no había nadie vigilando. Afortunadamente todo se quedó en un susto y no hubo que lamentar heridos ni tampoco la suspensión del concierto que da la pareja de nuevo en la ciudad la noche del lunes 27 de agosto.

Te puede interesar