Alfonso Díez y el Duque de Húescar preparan la vuelta a España de la Duquesa de Alba en la Embajada en Roma

VOLCADOS CON CAYETANA

Alfonso Díez y el Duque de Húescar preparan la vuelta a España de la Duquesa de Alba en la Embajada en Roma

El Duque de Alba y el Duque de Húescar se están ocupando de todo para que Doña Cayetana regrese a Sevilla.

El Duque de Alba y el Duque de Húescar en la Embajada de España en RomaEl Duque de Alba y el Duque de Húescar en la Embajada de España en Roma

Tras el éxito de la operación de fémur a la que se sometió la Duquesa de Alba en Roma, ya se prepara su vuelta a España para que continúe su recuperación en Sevilla, rodeada de toda su familia y con sus médicos de confianza.

Su marido, Alfonso Díez, y su primogénito, el Duque de Huéscar, son los que se están encargando de organizarlo todo, mostrando la gran unidad existente en la Casa de Alba en estos momentos tan delicados para Doña Cayetana.

Carlos Fitz-James Stuart y Alfonso Díez comen en la Embajada de España en RomaCarlos Fitz-James Stuart y Alfonso Díez comen en la Embajada de España en Roma

Alfonso Díez y Carlos Fitz-James Stuart aprovecharon la mañana del martes 23 de abril para visitar la embajada de España en Roma. El embajador les había ofrecido toda su ayuda, y el marido y el hijo de la Duquesa quisieron agradecer este gesto y se marcharon a almorzar a la embajada. Allí, un diplomático les estuvo mostrando el edificio, que posee unas maravillosas vistas desde la terraza de toda la ciudad italiana.

Seguidamente bajaron al comedor, donde estuvieron almorzando y charlando sobre la situación en la que se encuentra Doña Cayetana, tras la caída fortuita y la posterior intervención de urgencias en un conocido hospital de Roma.

Alfonso Díez visita a la Duquesa de Alba en RomaAlfonso Díez visita a la Duquesa de Alba en Roma

Cena en un restaurante de Roma

Tras el almuerzo se les acompañó en coche del cuerpo diplomático y escoltado por la policía italiana hasta el hotel en el que se encuentran alojados. Después, Alba y Huéscar regresaron al hospital, donde pasaron la tarde visitando a Doña Cayetana.

A última hora de la tarde salieron por separado del centro médico y se fueron en distinto taxi, aunque el destino era el mismo, un famoso restaurante, Il Vero Alfredo. Allí se les vio charlando y seguramente ultimando los detalles para el traslado a España de la Duquesa de Alba.

Te puede interesar