Justin Bieber, en una actuación en el centro de Nueva York