Javi Martínez celebra el título de la Bundesliga