Gisele Bundchen y su hija Vivian haciendo yoga en el salón de su casa