El doctor Conrad Murray durante el juicio por la muerte de Michael Jackson